Identificarán los lugares privados que protejan la historia

En distintos lugares de estos recorridos se expondrán señalizaciones o maquetas, con un plano de la Murcia del siglo XIII, indicando el lugar en que se encontrará el caminante y los datos más relevantes de la historia del sitio. A su vez, se realizarán planos y vistas en tres dimensiones de partes o fragmentos de la muralla y sus puertas para exponerlas en los paneles informativos y favorecer su compresión. Otra de las ideas interesantes es recuperar el antiguo nombre de los lugares por los que discurre el itinerario, bien en sustitución de los actuales o como apoyo a los mismos. Los edificios con restos arqueológicos visitables se identificarán con una placa que detalle los elementos que contienen. Los establecimientos públicos, hostelería, comercios, instituciones y comunidades de vecinos que hayan integrado los restos en su decoración también serán distinguidos con una placa que ponga en conocimiento su esfuerzo e interés en la puesta en valor del rico patrimonio murciano. Por último, se ha realizado un estudio sobre el mobiliario urbano a utilizar en las distintas zonas de actuación.

Fotos

Vídeos