La Verdad

La UPCT evaluará los planes aprobados desde 2001 antes de revisarse el PGOU

Ballesta y el rector Díaz con el socialista Gras y el equipo de investigadores de la UPCT.
Ballesta y el rector Díaz con el socialista Gras y el equipo de investigadores de la UPCT. / Javier Carrión / AGM
  • Investigadores de la entidad docente analizarán los planteamientos desde el punto de vista ambiental y urbanístico tras ser cuestionados por la justicia

El convenio de colaboración firmado ayer entre el alcalde, José Ballesta, y el rector de la Universidad Politécnica de Cartagena, Alejandro Díaz, supone el inicio de la revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Murcia, las cartas maestras del urbanismo local, cuestionado por la justicia.

Los estudios se centrarán en los análisis del planeamiento, desde el punto de vista ambiental y urbanístico. El equipo de investigadores está formado por Fernando M. García, María José Silvente y Juan Martín, del área de Urbanística del Departamento de Arquitectura de la UPCT; Jesús Ochoa, del departamento de Producción Vegetal de la UPCT, y Alfredo Pérez Morales, doctor en Geografía de la UMU, coordinados por el arquitecto y exedil Marcos Ros, responsable del Laboratorio de Investigación Urbana.

«Es un buen momento para un análisis de la evolución del PGOU y planificar el crecimiento futuro de manera ordenada, sostenible y adaptada a la realidad. Hemos recurrido a los más capacitados por independencia, rigor y profesionalidad basada en la excelencia», subrayó el alcalde. El rector recordó que la UPCT realizó un estudio sobre el crecimiento urbanístico de la huerta. «Marcará un antes y un después en esta vigilancia de actuaciones urbanísticas y ambientales».

El profesor Marcos Ros señaló que lo primero que se hará será un diagnóstico del programa de vigilancia ambiental, analizando todos los planeamientos (planes parciales y especiales, estudios de detalle, unidades de actuación, reparcelaciones, proyectos de urbanización) aprobados desde 2001 y sus modificaciones, y se hará una evaluación de su grado de ejecución, colmatación, y adecuación y adaptación a la declaración de impacto ambiental previa a la aprobación del PGOU. «Todo ello nos dará un cuadro global de situación para hacer un diagnóstico del grado de ejecución y de agotamiento, recogiendo los cambios de realidad y las previsiones».

El convenio se ejecutará en dos años y contratarán a cinco becarios.

José Ignacio Gras (PSOE) recordó que su grupo exigió la dotación presupuestaria para este convenio, y anotó que la finalidad es revisar el PGOU. Lamentó que el Partido Popular no apoyase la moción aprobada en enero.