El plan de choque de la Concejalía logra que los vecinos tiren la basura dentro de los contenedores

A. GÓMEZCieza

Las zonas de contenedores de residuos urbanos en Cieza mostraban el pasado viernes por la mañana un aspecto impoluto tras la aplicación de un plan de choque de la Concejalía de Servicios para aleccionar a los ciudadanos con falta de civismo que depositan sus bolsas de basura fuera de los recipientes. Esta medida despertó una extensa polémica entre algunos vecinos durante los últimos días, ya que consistía en no retirar por la noche las bolsas de basura depositadas en la calle, fuera de los contenedores, para que amanecieran justo donde las dejaron sus dueños.

El titular del área, Francisco Saorín, ofreció ayer datos contundentes de esta acción insólita: «De los nueve puntos en los que se ha actuado, el primer día se redujo la cantidad de bolsas fuera de los contenedores en un 80%; al segundo, la incidencia fue casi nula, y, al tercer día, desapareció prácticamente por completo. De los nueve puntos, solo uno de ellos presentaba este jueves por la noche tres bolsas de basura. El resto de lugares se hallaban «completamente limpios». Saorín calificó los resultados «de éxito rotundo». El concejal explicaba el pasado viernes que «hay una idea extendida de que lo público, lo que hay en la calle, no es de nadie» y con esta acción se hizo reflexionar a los vecinos.

Fotos

Vídeos