Persigue a unos jóvenes con un hacha por una gamberrada

A. GÓMEZ

La escena pareció sacada de una película de acción, y por suerte no hubo que lamentar daños personales. Agentes de la Policía Local y la Guardia Civil requisaron el pasado sábado el hacha con la que el gerente de un establecimiento de los llamados 'chinos' sembró el pánico en el casco urbano de Cieza.

Según fuentes cercanas a la investigación, los hechos se produjeron por la noche, cuando un grupo de jóvenes intentaron cometer una gamberrada en el establecimiento al intentar cerrar la persiana del local. En ese momento, el gerente del comercio agarró un hacha y comenzó a perseguir a los jóvenes, según apuntaron varios testigos, que en aquel momento fueron quienes llamaron a los agentes para alertar de lo que estaba sucediendo. A raíz de esa situación, y tras conseguir parar al gerente del local, la Policía Local formuló sendas denuncias contra este. Una por infringir presuntamente la Ley de Seguridad Ciudadana por exhibir objetos peligros en la vía pública y otra por alteración del orden público.

Los agentes y guardias civiles no consiguieron localizar a los jóvenes que anteriormente habían sido perseguidos por el dueño del establecimiento.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos