El plan regional para restaurar balsas mineras abarca El Llano y El Gorguel

Un hombre camina por La Unión, con el antiguo depósito minero El Descargador al fondo. /Antonio Gil / AGM
Un hombre camina por La Unión, con el antiguo depósito minero El Descargador al fondo. / Antonio Gil / AGM

La Comunidad asegurará el sellado de cinco depósitos de lodos, para que no haya filtraciones ni desprendimientos, y revegetará el entorno

José Alberto González
JOSÉ ALBERTO GONZÁLEZCartagena

El Gorguel y el distrito de El Llano son las dos zonas del municipio de Cartagena incluidas por la Comunidad Autónoma en su Plan de Recuperación Ambiental de Suelos Afectados por la Minería (Prasam), que incluye una inversión de tres millones de euros este año y 78 millones en una década. Las actuaciones prioritarias tendrán lugar a lo largo de este 2018 en Mazarrón, por el especial deterioro de los depósitos de residuos, si bien la mayoría de instalaciones donde actuará la administración regional pertenece al término de La Unión.

Las presas de lodos denominadas El Gorguel I, El Gorguel II, Segunda Paz, Pajarillos y Peraleja I y II forman parte del listado de antiguas áreas de explotación de minería metálica que preocupan a la Comunidad Autónoma. En concreto, la Dirección General de Energía y Actividad Industrial y Minera las ha catalogado como áreas que exigen la «realización de diversas actuaciones para su clausura y restauración, en condiciones de seguridad tanto para la sociedad como para el medio ambiente».

Puntos negros

Cartagena
Presas Peraleja I y II, El Gorguel I, El Gorguel II, Segunda Paz y Pajarillo.
La Unión
Presas Cabezo Rajao, Brunita, Descargador, Descargador II, Solvella, Cala del Caballo, Tomasito, Duerna, Navidad, Cuesta de las Lajas, Portmán I, Portmán II, Peña del Águila I, Peña del Águila II y El Lirio. Y escombreras San Valentín I, San Valentín II, San Valentín III y Colosal.
Mazarrón
Presas El Roble, San Antonio, San Cristóbal I y San Cristóbal II. Y escombrera E. Gravimetría.

Como adelantó hace unos días 'La Verdad', la Comunidad abordará la situación de 29 de las 80 instalaciones que integran el inventario del Ministerio de Industria en la Región de Murcia. Hay 51 que «no conllevan peligro alguno, según el informe elaborado por los técnicos del Instituto Geológico y Minero de España y el Ministerio de Medio Ambiente», explicaron fuentes de la Consejería de Empleo, Universidades y Empresa.

Este departamento, que dirige Juan Hernández, pondrá en marcha a través de una partida de los Presupuestos de la Comunidad un plan que busca garantizar la ejecución subsidiaria de parte de los gastos no asumidos en su día por los dueños de las instalaciones. Estas exigen, por ley, una rehabilitación, tanto para paliar el efecto en el entorno natural. Se trata de prevenir, entre otras situaciones, la contaminación de acuíferos, ramblas y otros cauces públicos por metales pesados; avalanchas de lodos; y arrastre de material por escorrentía hacia zonas pobladas, en caso de lluvias torrenciales.

El consejero subrayó que los tres municipios que alcanza el plan vivieron, en el siglo XIX y XX, una época de «auge de la minería regional, fundamentalmente de plomo, plata y cinc, que aportó trabajo y riqueza pero que dejó un pasivo ambiental y de seguridad minera que es necesario corregir con la legislación vigente a día de hoy».

Mar Menor y La Unión

Los trabajos serán de seguridad estructural y protección ambiental, y fundamentalmente consistirán en remodelar las instalaciones de residuos y hacer una estabilización geotécnica; ejecutar sistemas de sellado, impermeabilización y desagüe; proteger los taludes; poner una cubierta vegetal; y controlar el cumplimiento del plan de impacto ambiental.

El programa abarca veinticuatro presas de lodos y cinco escombreras. Las primeras son depósitos elevados por encima del nivel del terreno, adonde se arrojó el material sobrante con bombeos hidráulicos o por gravedad; y las segundas, estructuras construidas para arrojar residuos sólidos procedentes de galerías y otras instalaciones.

Las «medidas correctoras», que al igual que el resto de plan están siendo objeto de estrecha vigilancia por parte de la Fiscalía, alcanzarán, posteriormente, diversas instalaciones de Cartagena y La Unión. Esos depósitos abandonados, en muchos casos hace décadas, están ubicados en la Sierra de Atamaría, Portmán, El Gorguel, Escombreras, La Unión, El Llano del Beal, Los Belones, Los Camachos, Alumbres, La Palma, La Aparecida, El Algar, Cruz Chiquita, Los Nietos, Islas Menores y Los Urrutias.

Estos tres últimos emplazamientos dan al Mar Menor y el plan también prevé actuar en ramblas y cauces fluviales, especialmente los que vierten al la laguna y las zonas ribereñas. Para ello, se buscará implicar a la Confederación Hidrográfica del Segura y a Demarcación de Costas.

En palabras de Juan Hernández, el Gobierno regional está «concienciado con las actuaciones que puedan llevarse a cabo para la mejora del medio ambiente y la seguridad de las personas y los bienes». Por ello, concluyó, el Ejecutivo «invierte en acciones correctoras encaminadas a la mejora medioambiental».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos