La Verdad

Repsol mide sus fuerzas ante un posible incendio

vídeo

Bomberos de Repsol refrescan un tanque de almacenamiento para preservarlo de las llamas. / Pedro Martínez / AGM

  • La compañía pone a prueba su capacidad para atajar un fuego cerca de la refinería, como el ocurrido en verano. Más de un centenar de expertos en seguridad participan en el simulacro para ensayar el plan de emergencia del Valle de Escombreras

Las alarmas saltaron a las diez de la mañana. Fue en ese momento cuando los más de cien efectivos que participaron ayer en el simulacro de incendio en las inmediaciones de la refinería de Repsol se pusieron manos a la obra para atajar un supuesto fuego originado en la sierra de la Fausilla. Las llamas ficticias se extendían rápidamente hacia los tanques que almacenan petróleo en la carretera de El Gorguel.

  • Simulacro de incendio en Repsol

Pronto se movilizaron los equipos de emergencias de la petrolera, de la Comunidad Autónoma y del Ayuntamiento de Cartagena. Entre ellos, dos helicópteros, que comenzaron a dar las primeras pasadas descargando agua sobre la zona afectada, mientras que las brigadas forestales y los bomberos llegaban al lugar.

A la misma hora, el equipo de seguridad de Repsol, compuesto por más de 50 personas, se posicionó junto a los tanques para refrescarlos y evitar que las supuestas llamas que ya los alcanzaban provocaran una explosión. Previamente, activaron los sistemas contra los incendios, hidratantes y de refrigeración de los depósitos.

Durante aproximadamente dos horas, los helicópteros no dejaron de verter agua con sus grandes cubas y los bomberos de la Comunidad y de Repsol no cesaron en su empeño de evitar que el fuego se propagara por el monte y afectara a las reservas de crudo.

Se escenificó un incendio similar al provocado el pasado agosto por un desconocido y que fue extinguido cuando las llamas se encontraban a pocos metros de los tanques de almacenamiento de la petrolera. Aquellas llamas arrasaron cincuenta hectáreas de terreno.

Seguimiento del operativo

El ejercicio permitió analizar «la capacidad de reacción de todos los servicios de seguridad, tanto del complejo industrial como de los equipos regionales y locales, ya que se activó el Plan de Emergencias Interior de Repsol y el del Sector Químico del Valle de Escombreras», explicó el director general de Seguridad Ciudadana y Emergencias, Manuel Durán, una vez acabada la práctica.

Durante las maniobras un observador hizo un seguimiento para comprobar que estas se realizaron conforme a los protocolos establecidos y para mejorar «en aquellos aspectos para futuros simulacros o posibles incendios», explicó el director de la refinería, Juan Antonio Carrillo de Albornoz. «Hemos detectado que para el próximo ejercicio debemos contar con la presencia de vecinos de Alumbres, para que sepan cómo trabajamos y actuamos», añadió.

En la simulación también participaron los trabajadores de la refinería, tanto los propios como los de las empresas auxiliares. En el interior de la planta pusieron en práctica los protocolo de seguridad que marca la compañía en caso de incendio en sus instalaciones.