La Verdad

Caravaca Jubilar
Jesús Aguilar Mondéjar.
Jesús Aguilar Mondéjar. / Juan F. Robles

«La celebración del Año Jubilar facilita vivir intensamente la Semana Santa»

  • Jesús Aguilar Mondéjar. Pregonero de la Semana Santa de Caravaca

Calzado de piel al mejor precio

Hasta 80%

Moda casual para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes de pulsera para hombre y mujer

Hasta 70%

Diseños exclusivos en bolsos de piel

Las mejores marcas a los mejores precios

Joyas y relojes para hombre y mujer

Hasta 70%

Selección de marcas especializadas en outdoor

Las mejores marcas a los mejores precios

¡Encuentra la cazadora que se adapta a tu estilo!

Hasta 90%

Moda casual para mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Bolsos de piel made in Italy

Hasta 80%

Relojes de moda para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

¡La moda que más te gusta al mejor precio!

Hasta 80%

¡Viaja con estilo!

Hasta 80%

Deportivas, botas y zapatos para hombre

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes de pulsera al mejor precio

Hasta 80%

Marca española de moda para hombre

Hasta 70%

Accesorios y gadgets electrónicos

Hasta 90%

¡Moda y complementos con diseños originales!

Las mejores marcas a los mejores precios

Viste tu cama con la Denim más reconocida

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes de moda para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

¡Joyas de tus marcas favoritas!

Hasta 80%

Relojes y brazaletes inteligentes

Hasta 80%

Cosmética de calidad al mejor precio

Hasta 90%

¡El calzado de moda a tus pies!

Hasta 70%

La Junta de Cofradías de Caravaca propuso al sacerdote Jesús Aguilar, párroco del El Salvador, vicario de la zona Caravaca-Mula y delegado episcopal para el Año Jubilar 2017, como pregonero de la Semana Santa. La comunicación oficial del nombramiento tuvo lugar la pasada semana en el marco de la exposición 'Salzillo y su escuela de Caravaca', coincidiendo con la presentación del cartel y con el anuncio de la lectura del pregón que tendrá lugar el primer domingo de abril, al finalizar la misa de doce.

-¿Cómo recibió la propuesta de pregonar la Semana Santa?

-Con una inmensa alegría, con gozo y con júbilo. Que todos los presidentes de las cofradías que forman parte de la Junta, por unanimidad, me expresaran el deseo que fuera el pregonero de la Semana Santa en este año tan especial para Caravaca por celebrar el Año Jubilar y que no aceptaban un no por respuesta, lo viví como un gran gesto para con mí persona, un gran detalle. Ellos saben la importancia del Año Jubilar y proponerme, simplemente el encargo y la misión encomendada, me emocionó; para mí, fue un gran regalo y no menos responsabilidad, después piensas que no voy a estar a la altura que se merecen, aunque bien es verdad que lo que no me faltará será cariño en cada una de las palabras y agradecimiento a este pueblo.

-¿Qué destacaría de la Semana Santa de Caravaca?

-Acentuaría el trasiego de personas en la calle, todo el pueblo y los creyentes, sean de la comunidad de fieles que sean, van a visitar todos los monumentos en las distintas parroquias y comunidades religiosas, les gusta presenciar los encuentros de las procesiones; acompañan en las prácticas de piedad, como el vía crucis; participan en los Oficios; en total son seis 'Cenas del Señor' en Jueves Santo, en distintos templos del pueblo; siete celebraciones de la Adoración de la Cruz, en Viernes Santo; y más de siete vigilias pascuales. Lógicamente son celebraciones muy numerosas y vividas con intensidad, son días de mucha piedad; realzaría también lo que supone los desfiles procesionales que desde el Viernes de Dolores hasta el Viernes Santo, son siete. Destacaría la magnífica imaginería que sale en procesión, algunas de estas imágenes se encuentran en la exposición de Salzillo y en estos días vuelven a sus cofradías para procesionar; son imágenes de un gran valor e inmensa belleza, algunas de hijos del pueblo, como las de José López, Marcos Laborda o Francisco Fernández Caro. Imágenes que son obra directa de autores que siguieron la estela de Francisco Salzillo creando una escuela caravaqueña.

-¿Cómo se une el Año Jubilar con la Semana Santa?

-Un Año Jubilar siempre es un gran regalo que se nos hace, una oportunidad para reconciliarnos con el Señor, para reconciliarnos con los hermanos, para reconciliarnos con nosotros mismos y una ocasión para crecer en el amor y sacar lo mejor de nosotros mismos. Un acontecimiento que no se nos puede escapar, un suceso que hemos de vivir en primera persona, un hecho que nos aporta tantísimo bien. Y, lógicamente, al encontrarnos en Año Jubilar en este tiempo, pues suma, todo esto nos facilita para vivir intensamente el misterio de la Semana Santa. Significa experimentar su salvación, acoger su gran amor, responder a su llamada, necesitamos intensificar los momentos de escucha de la Palabra de Dios que pueda ir tocando nuestro corazón y reflejándose en nuestra vida, y ser testigos de lo grande que el Señor ha estado y está en nuestra vida.

-¿Qué echa de menos?

-Siempre podemos mejorar y nos falta el no terminar en Viernes Santo para poder mostrar la expresión gozosa de la mañana de Resurrección donde todo nos hable de la victoria del amor sobre el pecado, que la muerte ha sido vencida. Que Cristo vive y no es un Dios de muertos.