La falta de policías retrasa el inicio del juicio por el crimen de una octogenaria

'El Canario' afronta 23 años de cárcel acusado de degollar a una anciana en su vivienda para robarle tres anillos

ALICIA NEGREAlhama de Murcia

El inicio del juicio por el asesinato de Dolores Morales, la anciana de 83 años que fue degollada en 2014 en su casa de Alhama de Murcia, se vio aplazado ayer por la falta de policías para llevar a cabo la conducción de Mario C. M., alias ‘El Canario’, el presunto autor del crimen. La vista, que estaba previsto que arrancase en la jornada de ayer, lo hará previsiblemente hoy, a partir de las 10.30 horas.

La Sección Tercera de la Audiencia Provincial tardó ayer varias horas en seleccionar a los nueve miembros del jurado popular -y a los dos suplentes- que tendrán que estudiar este brutal crimen. Una vez más, los problemas informáticos complicaron la labor de los tribunales. Terminada la elección del jurado, fue la falta de agentes para llevar a cabo el traslado al juzgado de 'El Canario', en prisión provisional, lo que provocó la suspensión de la vista. Los agentes que tenían que encargarse de esta conducción se encontraban ocupados, al parecer, en otro juicio de otra sección de la Audiencia, también en el Palacio de Justicia de Murcia.

La vista arrancará hoy con la declaración de Mario C. M., ‘El Canario’, un joven de 23 años al que la Fiscalía señala como el supuesto autor de la muerte de esta alhameña durante un robo en su casa, de la que finalmente solo se llevaron tres anillos. En su escrito de conclusiones provisionales, el Ministerio Público expone que en el asalto a Dolores, 'El Canario' contó con dos supuestos compinches: Juan Jesús M.N., de 21 años -que afronta una pena de cuatro años y tres meses de cárcel por un presunto delito de robo-, y un niño de 10 años.

En el escrito se relata que en la noche del 4 de abril de 2014, los dos jóvenes y el menor de edad se dirigieron hacia la calle Lázaro, donde vivía, sola, Dolores. Al llamar a la puerta, según la Fiscalía, la anciana abrió, pero al ver a Mario intentó cerrar, lo que fue impedido por este. Los tres chicos entraron en la casa y el mayor de ellos indicó a la mujer que se mantuviera callada. Como esta comenzó a pedir socorro, le asestó supuestamente varias puñaladas en el cuello, que le causaron la muerte «de forma casi inmediata».

Acto seguido, los dos ahora acusados y el menor cogieron tres anillos, valorados en 2.000 euros. Tras descubrirse su posible participación, Mario lo negó todo, mientras que su presunto compinche, Juan Jesús, relató con detalle lo ocurrido e incriminó al primero. Durante la estancia de ambos en la cárcel, ‘El Canario’ supuestamente le envió mensajes amenazantes «por chivato».

Fotos

Vídeos