Los Alcázares, Murcia y Alguazas decidirán el futuro del PSOE

María González, Francisco Lucas y Diego Conesa, este domingo por la noche, en la sede regional del PSOE, tras conocerse los resultados. / Edu Botella / AGM

Las agrupaciones que optaron por Francisco Lucas en primera vuelta decantarán ahora la balanza del lado de Diego Conesa o María González

Javier Pérez Parra
JAVIER PÉREZ PARRAMurcia

Los Alcázares, Alguazas y tres agrupaciones de Murcia optaron mayoritariamente por Francisco Lucas este domingo, en la primera vuelta de las primarias socialistas. El pedáneo de El Raal acumuló en estos cinco feudos 268 de los 544 votos que logró en toda la Región. De ahí que la segunda vuelta, ya sin Lucas en la carrera, se vaya a jugar en estos territorios. Todo está en el aire. Diego Conesa y María González Veracruz parten de un empate técnico -el alcalde de Alhama apenas le sacó 12 votos a la diputada- así que tendrán que cortejar a los militantes y a los líderes de estas agrupaciones para poder alzarse con el triunfo el próximo sábado. Francisco Lucas arrasó en Los Alcázares, con 81 votos frente a 14 de Diego Conesa y 8 de González Veracruz. Este resultado convierte a la agrupación marmeronense en clave para la segunda vuelta. Pero, sobre todo, la batalla se librará en Murcia. En la capital de la Región y sus pedanías, la diputada nacional se impuso al alcalde alhameño por un estrecho margen -400 votos frente a 355- mientras el pedáneo de El Raal ganó en tres agrupaciones que ahora valen su peso en oro. En la suya, la de Noroeste-Marjales, obtuvo 84 apoyos, barriendo a González Veracruz (24 votos) y muy especialmente a Diego Conesa (apenas 6 sufragios).

Francisco Lucas quedó también primero en Murcia Ciudad Sur, aunque por solo cinco papeletas de distancia frente a su inmediato seguidor, Diego Conesa. La tercera agrupación que optó por el joven candidato fue Murcia Norte, liderada por la portavoz del PSOE en el Ayuntamiento, Susana Hernández. El apoyo de la concejal a Lucas ha sido explícito. Ahora, es una de las dirigentes a la que tendrán que llevarse a su terreno González Veracruz o Diego Conesa. «A lo largo de esta semana tendremos que reunirnos y tomar una decisión», explicaba ayer Susana Hernández. Es una respuesta casi idéntica a la que ya ofreció el propio Francisco Lucas la noche del domingo. «Me reuniré con todos aquellos que me han apoyado y tomaremos una decisión», subrayó a preguntas de este periódico. La semana es larga y los dirigentes próximos a Lucas no tienen prisa. Mejor dejarse querer. Mientras, los equipos de González Veracruz y Diego Conesa se han lanzado a una campaña «militante a militante», explica uno de los estrategas de una de las candidaturas. El objetivo es convencer no solo a quienes el domingo apoyaron a Francisco Lucas, sino también a los 1.500 socialistas que se quedaron en casa y que el sábado pueden decantar la balanza si, esta vez sí, acuden a las urnas.

Fotos

Vídeos