Confiscan cocaína, armas y dinero en una macrorredada con más de 50 guardias civiles

Guardias civiles, ayer, en un registro de la calle Carlos Marín Menú./LV
Guardias civiles, ayer, en un registro de la calle Carlos Marín Menú. / LV

Entre los detenidos hay miembros del clan de 'Los Romanes', y varios de los registros se produjeron en la calle Carlos Marín Menú

JUAN RUIZ PALACIOS y JORGE GARCÍA BADÍAMurcia

«Se estaba cociendo algo gordo». De esta forma resumía un vecino el despliegue de guardias civiles que se vivió ayer en Águilas durante una macrorredada contra el tráfico de armas y de estupefacientes, en la que fueron movilizados más de medio centenar de agentes de 'los linces', de las Unidades de Seguridad Ciudadana de la Compañía; del Grupo Rural de Seguridad y de Policía Judicial, llegados de puestos de Murcia, Las Torres de Cotillas, Cieza e, incluso, de Sevilla.

«Se ha dado un golpe a uno de los clanes más importantes de Águilas», comentaba un agente. Entre los arrestados hay miembros del conocido clan de 'Los Romanes'. Según ha podido saber 'La Verdad', los efectivos se incautaron de cocaína, hachís, pistolas y dinero en varios puntos de la localidad costera. El desembarco comenzó de madrugada en dos zonas de la población en las que se practicaron varios registros que se prolongaron hasta primera hora de la mañana. Uno de los puntos calientes fue la antigua carretera que une Águilas con Calabardina.

Otra parte del operativo se movilizó en la calle Carlos Marín Menú, en pleno casco histórico, cerca del antiguo mercado semanal y en las inmediaciones del cordón policial se congregaron decenas de vecinos.

El contundente despliegue de la Guardia Civil sorprendió a la mayoría de los residentes, muchos de los cuales explicaron a este diario que «hemos escuchado cómo un helicóptero no paraba de dar vueltas a las cuatro de la mañana, cuando todo estaba en calma y no había un alma por la calle». Cuando los agentes comenzaron con los registros de forma simultánea, algunos parroquianos reconocían que «nos hemos asustado porque no sabíamos qué es lo que estaba pasando».

Eduardo, un vecino de la localidad, aseguró que «me he quedado muerto cuando he visto a tantos guardias». Este testigo de la macrorredada detallaba que «normalmente salgo para el trabajo a las 5.30 y a esa hora todo estaba repleto de agentes». Otros residentes explicaron que «desde primera hora de la mañana, ya había mucho coche de Guardia Civil por Águilas y eso no era nada normal». Un vecino de la calle Carlos Marín Menú, cuyo nombre no quiso desvelar, relató que «en un minuto la calle se ha llenado de guardias». En esta zona hay una tienda de artículos para niños y este testigo afirmaba que «pertenece a un familiar de un miembro de 'Los Romanes'». De hecho, los agentes le sacaron esposado. «Daba miedo asomarse a la ventana».

La investigación sigue abierta y no se descartan nuevas detenciones en las próximas horas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos