Los acusados en el juicio del río Segura lamentan «la espera de 18 años para limpiar su imagen»

Los acusados, durante la vista./V. Vicéns / AGM
Los acusados, durante la vista. / V. Vicéns / AGM

Arranca la vista con la petición de sobreseimiento por parte de los procesados al considerar que esta es una «causa general» por unos hechos, además, ya enjuiciados en 2007

Antonio Botías
ANTONIO BOTÍASMurcia

La Sección segunda de la Audiencial Provincial de Murcia acogió en la mañana de este lunes la primera sesión del juicio por las denuncias que, hace ahora 18 años, puso Izquierda Unidad por los vertidos al río Segura y a su afluente, el Guadalentín. En el banquillo de los acusados se sientan exaltos cargos de la Administración, como el exalcalde de Alcantarilla y hoy gerente del Centro Integrado de Transportes, Lázaro Mellado, o el exgerente de Emuasa, José Luis Hervás. Junto a ellos acudieron también los expresidentes de la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS), Antonio Nieto y Juan Cánovas.

Todos los abogados de los acusados han coincidido en solicitar el sobreseimiento de la causa, alegando que el proceso constituye una suerte de causa general, puesto que la instrucción previa no determinó desde le principio contra quiénes personas se dirigía ni siquiera qué delitos supuestamente habían cometido. Además, alguno de los abogados destacó que los mismos hechos ya fueron juzgados por la Audiencia de Alicante en el año 2007, por lo que tampoco es posible volver a juzgar dos veces la misma cosa, como establece el Derecho.

También todos advirtieron de lo terrible que supone para los acusados estar esperando hasta 19 años para que su imagen pueda ser limpiada. Al respecto, el propio presidente de la Sección, Abdón Díaz, destacó que esa larga espera evidencia el fracaso del sistema judicial.

Por su parte, las acusaciones solicitaron al juez que aplazara sus intervenciones hasta el próximo lunes, a fin de prepararlas tras escuchar los alegatos de las defensas.

Fotos

Vídeos