La Verdad

Isabel Martínez,  con su última obra.
Isabel Martínez, con su última obra. / LV

«¿Quién no ha huido alguna vez en la vida de una situación que te acorrala?»

  • Isabel Martínez Barquero Autora de 'Diario de una fuga'

Cuenta Isabel Martínez, recordando a Eloy Tizón, que «los libros llegan cuando uno los merece». Y ella ya merecía volver a sumar un título a los muchos que atesora en su biblioteca. En esta ocasión, además, lo ha escrito ella y versa el texto sobre la forma en que todos -basta aguardar la ocasión propicia- se enfrentan a sus miedos y se dan a la fuga. Y como trasfondo incorpora Isabel su amada literatura a través de la historia de Celia Viñas, quien por casualidad descubre un secreto que podría cambiarle la vida. Aunque, como asegura la autora, las vidas solo cambian cuando uno mismo siente la necesidad de que así sea. Ni un segundo antes. Ni uno más tarde, por desgracia para aquellos que no se atreven a dejarse llevar.

¿No cree que las musas son unas auténticas desalmadas?

No, qué va. Saben muy bien lo que se hacen en cada momento. Llegan cuando tienen que llegar y emigran cuando necesitamos un descanso. O, como ha dicho recientemente el escritor Eloy Tizón: «Los libros son puntuales. Llegan cuando uno los merece, nunca antes».

Presenta nueva obra, ¿de qué se trata en esta ocasión?

Una novela con una buena dosis de suspense psicológico donde se indaga sobre el acto creativo desde distintas posturas vitales, sobre la escritura y, en general, sobre la literatura y otras artes. Los deseos que se manifiestan y se permiten contradecir la línea de conducta trazada. La posibilidad de redención. La vida.

¿Qué tiene usted de Celia, la protagonista, y al revés?

Comparto con ella un inmenso amor por la literatura. También el hecho de que ella regresa a Murcia tras haber estado unos años fuera de la ciudad y constata el crecimiento de la misma y sus cambios. Yo viví cerca de veinte años fuera de la ciudad de Murcia.

¿Por qué el descubrimiento de los secretos suele cambiar nuestras vidas?

Nuestras vidas cambian cuando nosotros mismos sentimos la necesidad ineludible de que así sea. La llave que acciona ese cambio es distinta en cada persona. En el caso de Celia, la protagonista, lo es el descubrimiento de una serie de secretos de otras personas.

¿Qué más personajes hallará el lector en 'Diario de una fuga'?

Junto a Celia Viñas y Carmen Vidal, ambas protagonistas y profesoras de Lengua y Literatura, están otros profesores, como Félix y Esteban, y personajes de la vida cultural, entre los que cuento a Alvaro, Jorge, Toñi o Antonio. E incluso un policía, Manrique.

¿Usted ha huido alguna vez de algo o de alguien?

Sí, como todos. ¿Quién no ha huido alguna vez en su vida, sea de una situación que lo apresa con la amenaza de asfixiarlo, sea de una persona que le agobia o le limita el horizonte añorado?

¿Tiene algún otro proyecto entre manos?

Siempre existen proyectos en la recámara aguardando poder salir a la luz. En estos momentos, un libro de relatos y una novela, mientras ya planifico los pilares de otra nueva novela.

¿Ha escrito usted ya el libro de sus sueños?

Ese siempre está por llegar, lo que no es óbice para que cada una de mis producciones sea el libro de mis sueños mientras lo escribo y lo corrijo. En cada momento, me esmero por dar lo mejor de mí misma.

¿Cuándo y dónde escribe y cómo se inspira?

Escribo cuando puedo, a ser posible todos los días del año, y suelo hacerlo en el despacho de mi casa. La inspiración surge de la forma más insospechada, sea por un pensamiento, una conversación, una lectura, una escena contemplada, una idea obsesiva que se impone... Eso sí, como decía Picasso: «Debe pillarte trabajando».

¿Cómo celebró la presentación del nuevo libro?

Fue hace unos días, en la Biblioteca de El Carmen, junto al mercado de este barrio de Murcia. Me acompañó Jesús Juárez Torralba y conté, además, con la intervención del cantautor José Antonio Abellán. A ambos les estoy muy agradecida.