La Verdad

La yihadista detenida era «peligrosa, muy decidida, intensa y beligerante»

  • Tras la muerte de su marido, Dolores Hidalgo recibió órdenes de Daesh de captar seguidores y adoctrinarlos a través de las redes sociales

"Ha caído Lola 'la murciana'", comentaban ayer los policías e investigadores de las redes del terrorismo islamista en España. La mujer de 36 años, aunque residente en Alicante, donde ha sido detenida por su presunta relación con DAESH, es de origen murciano, según ha confirmado el delegado del Gobierno en la Región, Antonio Sánchez-Solís. La Policía Nacional ha llevado a cabo la operación en la que ha sido arrestada esta conocida propagandista radical, llamada Dolores Hidalgo, cuya actividad islamista comenzó cuando se casó con un yihadista ya fallecido. "Este tipo de conversiones no son religiosas, sino ideológicas; en realidad se convierten y se unen a un sistema fanático que los capta", explica el experto en terrorismo yihadista del Instituto de Seguridad Global, Chema Gil, quien conocía y seguía la actividad de la detenida desde hace más de tres años.

La historia de Lola 'la murciana' es bien conocida por los agentes que investigan las redes españolas del yihadismo, no solo por su radicalidad. "Su marido se marchó a Siria y allí cayó muerto, así que Lola intentó marcharse tras él, pero como no podía sacar a los cuatro hijos menores del país, simuló un divorcio contencioso y logró que el juez le diera la patria potestad sobre los hijos", explica el experto. La viuda de Mohammed Belguin logra el divorcio y el ejercicio de la patria potestad de sus cuatro hijos en una simulación ideada en pos de la lucha islamista. "Hay una corriente llamada Takcir, peligrosa, que permite acciones de disimulo o engaño, que por otra parte prohíbe el Islam, si eres musulmán con el fin de salvarte o para introducirse en un grupo contrario para dinamitarlo. Su fin era viajar a Siria para encontrar a su marido", explica Gil. Cuando la detenida Dolores Hidalgo emprendió un largo viaje a Siria por carretera con sus cuatro hijos y una joven a la que ha adoctrinado y captado para la acción terrorista, el grupo terrorista DAESH le informa de que Mohammed Belguin ha muerto y le encomienda a Lola una tarea cada vez más extendida en los brazos del terrorismo islamista en Europa: el adoctrinamiento y captación de seguidores a través de las redes sociales.

Paridoras de yihadistas

"En realidad dirigen la vida de la gente a través de internet. Nunca ha habido un movimiento tan grande de terrorismo que afecte al mundo entero, una ideología extremista que utiliza los instrumentos que el mundo civilizado ha creado para otros propósitos, como la globalización", reflexiona el experto en seguimiento y monitorización de radicales en España y África.

Gil define a Lola 'la murciana' como "peligrosa, especialmente intensa en su actividad, muy decidida, dispuesta a todo, como prueba el hecho de que se marchara a bucar la acción terrorista con sus cuatro hijos, y beligerante, lanzando soflamas agresivas constantemente".

"Ella obedecía consignas de volver a España, intentar casarse de nuevo, ya que las mujeres para DAESH son instrumentos, paridoras de nuevos yihadistas", asegura el investigador.

Tras el arresto de Hidalgo en su casa del norte de Alicante, los Servicios Sociales de la Generalitat se han encargado de los cuatro hijos de la detenida, tres niños y una niña de cuatro, seis, siete y 15 años.