La Verdad

Antonio Urbina exige la dimisión de la consejera Martínez-Cachá

Antonio Urbina, diputado de Podemos
Antonio Urbina, diputado de Podemos / Vicente Vicens /La Verdad
  • El diputado de Podemos lamenta el «acoso» sobre la sociedad murciana debido a la negativa de los dirigentes nacionales a dimitir

El diputado de Podemos Antonio Urbina reclamó este miércoles a la consejera de Agua, Agricultura y Medio Ambiente, Adela Martínez-Cachá, que dimita para no seguir perjudicando a la sociedad murciana.

Urbina hizo estas declaraciones tras conocer que el magistrado del Tribunal Superior de Justicia, instructor del denominado caso Guardería, Enrique Quiñonero, señaló en un auto publicado este miércoles que el próximo 24 de febrero tendrá lugar la declaración en calidad de investigada de Martínez-Cachá.

El diputado de la formación morada apuntó que este caso es "muy doloroso" porque supuso "beneficiar a un nuevo pelotazo" empezando por la destrucción de una "guardería modélica", lo que dejó sin espacio a alumnos que, posteriormente, fueron reubicados en unos barracones situados fuera del barrio de La Paz. Urbina señaló que el ‘caso Guardería’ es “uno de los casos más graves, no por su cuantía económica, pero sí por el daño social realizado. Es un ejemplo de la peor combinación de un pelotazo urbanístico con el desprecio al bienestar de la población”.

"Es el claro ejemplo de que se perjudicó a todos en beneficio de unos pocos", sentenció Urbina, quien incidió en que esta decisión se tomó en un barrio que requiere de una gran "inversión social".

Con esta situación, ha incidido el diputado de Podemos, nos encontramos con que “hoy seguimos sin guardería en el barrio, y los jueces han visto suficientes indicios para imputar a la ahora consejera y entonces concejal. Los concejales no pueden alegar desconocimiento, sabían de la operación especulativa y una guardería no se derriba todos los días. La ahora consejera debe dimitir, y cuando deje el gobierno que se lleve a Pedro Antonio Sánchez, pues está haciendo el mismo camino que ella hacia la imputación”.

Para el parlamentario de Podemos, los dirigentes políticos que hayan recibido una imputación formal deben dimitir, y lamentó el "acoso" sobre la sociedad murciana que genera el que los investigados no abandonen sus cargos.