La Verdad

Orientar para «prevenir el fracaso académico»

  • La UMU ha emprendido unas sesiones informativas sobre salidas profesionales, enmarcadas en el proyecto 'OrientUM', a las que ha asistido el rector Orihuela

«Los padres deben dejar que los hijos estudien lo que quieran. Yo estudié lo que quise y tuve un conflicto familiar, porque mi padre quería que fuera economista, pero aquí estoy». El rector de la Universidad de Murcia, José Orihuela, quiso ponerse como ejemplo durante la presentación de las sesiones informativas sobre salidas profesionales, enmarcadas en el proyecto 'OrientUM', y con el que la institución pretende «prevenir el fracaso académico, que no solo es del alumno, sino del sistema», reconoció Antonio Llamas, orientador del COIE. «La mejor salida la van a tener los alumnos cuando se autolimiten en aquello que aman, y eso les lleve a adquirir un mayor grado de libertad y les capacite para afrontar con más garantías el mercado laboral», zanjó Orihuela.

En lo meramente relativo al proyecto presentado ayer, y en el que participan más de 55 profesores, las sesiones informativas se llevarán a cabo quince charlas entre mañana, 12 de enero, y el 23 de febrero. Asimismo, también se realizarán acciones formativas entre los alumnos de primer curso, y también se ha elaborado una guía de salidas docentes que, en palabras de Llamas, «es de lo mejor que hay en España».

Entre los objetivos del proyecto, además de informar sobre el contenido de la carrera y las respectivas salidas profesionales, está «que los empresarios puedan conocer la oferta específica de titulaciones de la Universidad de Murcia», aseguró la vicerrectora de Empleo, y «servir de transición, paliar la incertidumbre de los alumnos respecto al ámbito profesional», dijo Llamas.

Por su parte, la consejera María Isabel Sánchez-Mora destacó la importancia de ajustar la vocación del alumno con la carrera que elige y con las salidas profesionales. «Es una responsabilidad de todos», ilustró.