La Verdad

Investigadores del 'caso Malaya' tratan de aclarar si los condenados tienen bienes ocultos

Los investigadores que estuvieron casi cinco años colaborando en la instrucción del 'caso Malaya' están indagando si algunos de los más de cuarenta condenados poseen bienes ocultos.

El tribunal que enjuició el caso, en colaboración con los investigadores, intenta dirimir si alguno de los condenados, incluso los fugados, pueden tener bienes ocultos para eludir multas y responsabilidades civiles, según aseguraron fuentes cercanas al caso.

Las pesquisas incluye también a los fugados -entre los que se encuentra el empresario Andrés Liétor y Juan German Hoffmann (hijo del que fuera cónsul general honorario de Alemania en Málaga, Juan Hoffmann, fallecido en 1998), entre otros- por si no pueden ser extraditados al menos que no puedan contar con su patrimonio.

Durante la instrucción ya se habló de zulos fabricados a petición del cerebro de la trama, Juan Antonio Roca en el garaje de un edificio. La Policía en abril de 2006 halló 200.000 euros en efectivo escondidos en un zulo de una finca de Los Alcázares.