La Verdad

La Región se sitúa por debajo de la media nacional en ingresos hospitalarios

  • Murcia registra un total de 10.206 altas hospitalarias por cada 100.000 habitantes

La Región de Murcia registró un total de 10.206 altas hospitalarias por cada 100.000 habitantes, lo que la sitúa como la cuarta comunidad autónoma con menor morbilidad, solo superior a Castilla-La Mancha (8.575), Canarias (8.349) y Andalucía (8.290), según la encuesta de Morbilidad Hospitalaria realizada por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

En 2015 fallecieron en los hospitales españoles un total de 201.119 personas, un 7,7% más que los 184.624 fallecidos en 2014, según esta encuesta, que muestra como los tumores siguen siendo la principal causa de muerte (23,1%).

Los datos presentados este martes muestran un notable incremento en comparación al año anterior, ya que en 2014 la mortalidad hospitalaria apenas creció un 1,1% con respecto al año anterior. Tras el cáncer, las principales causas de fallecimiento fueron enfermedades del aparato circulatorio (21,1%) y del aparato respiratorio (19,6%).

Por otro lado, la encuesta del INE muestra como en 2015 se registraron un total de 4.746.651 altas hospitalarias, un 0,6% más que el año anterior, lo que representa el tercer incremento anual consecutivo, y de todas ellas solo un 4,2% se debieron al fallecimiento del paciente.

El motivo más habitual de alta fue la curación o mejoría del paciente (el 91,5% del total) y el 4,3% correspondió a traslados a otros centros u otras causas como el alta voluntaria. Además, el 72,4% se realizaron en hospitales públicos, donde las altas aumentaron un 1,1% con respecto a 2014. En los privados, en cambio, las altas sufrieron un descenso del 0,9%.

Motivo del ingreso

En lo que respecta al motivo del ingreso, el 62,2% de estos pacientes fueron hospitalizados con carácter urgente, frente al 61,2% de 2014, y la estancia media en el centro fue de 6,66 días, un 0,8% que el año anterior.

Las enfermedades circulatorias (13,2%) fueron el diagnóstico principal de las altas producidas en 2015, por delante de las enfermedades del aparato respiratorio (12,1%) y las enfermedades del aparato digestivo (12,1%).

En el caso de las mujeres, el principal motivo fueron los episodios de embarazo, parto y puerperio (19,2%), seguidos de las enfermedades del aparato circulatorio (11,1%) y las enfermedades del aparato digestivo (10,2%).

En cambio, en los hombres el mayor número de hospitalizaciones fue por enfermedades del aparato circulatorio (15,7%), por delante de las enfermedades del aparato respiratorio (14,3%) y del aparato digestivo (14,1%).

Los grupos de enfermedades que registraron los mayores aumentos porcentuales de altas respecto al año anterior fueron las enfermedades infecciosas y parasitarias (9,2%) y las enfermedades del aparato respiratorio (7,9%). En cambio, los mayores descensos porcentuales se dieron en las enfermedades con origen en el periodo perinatal (-3,8%) y en las enfermedades del sistema nervioso y órganos de los sentidos (-2,6%).

En este caso la encuesta también muestra diferencias entre hospitales públicos y privados. Mientras que en los primeros las principales causas de hospitalización fueron las enfermedades circulatorias (14,5%) y las respiratorias (12,8%), en los privados los motivos más frecuentes fueron las enfermedades del sistema osteo-mioarticular (13,0%) y las del aparato digestivo (12,4%).

Los pacientes de cuatro años aumentan en una década

La edad media de las personas dadas de alta en 2015 fue de 55,8 años frente a 55,2 en 2014. Desde 2006, la edad media de los pacientes fue aumentando año a año, lo que supuso un incremento total de la edad media en ese período de más de cuatro años.

En los hombres la edad media se situó en 57,3 años (56,7 en 2014) y en las mujeres fue de 54,5 años (53,8 en 2014). No obstante, si se excluyeran las altas producidas por los episodios de embarazo, parto y puerperio, la edad media en las mujeres sería de 59,7 años (59,1 en 2014).

Por grupos de diagnósticos, las enfermedades circulatorias tuvieron el promedio de edad más avanzado, tanto en el caso de los hombres (69,0 años de edad media) como en el de las mujeres (74,8 años). A continuación se situaron los tumores en el caso de los hombres (66,0 años) y las lesiones y envenenamientos en el de las mujeres (65,5 años).

La estancia varía según el diagnóstico

Asimismo, el diagnóstico también condiciona la estancia hospitalaria, de modo que las patologías que causaron más días de ingreso fueron las enfermedades del aparato circulatorio (15,1%), las enfermedades del aparato respiratorio (12,3%) y los tumores (11,4%).

También se observa un elevado porcentaje de estancias hospitalarias motivadas por trastornos mentales (9,7%), frente al escaso número de altas con dicho diagnóstico (2,5%). Esta situación está motivada por el mayor periodo de internamiento hospitalario en los enfermos con esta patología.

Por el contrario, los episodios de embarazo, parto y puerperio, a pesar de ser el cuarto grupo de enfermedades con más altas en 2015, ocuparon el noveno puesto en estancias totales hospitalarias.

Por principales grupos de enfermedades, las estancias medias más prolongadas correspondieron a los trastornos mentales (26,28 días), los tumores (7,91 días) y las enfermedades del aparato circulatorio (7,58 días). Asimismo, la encuesta del INE muestra diferencias en la estancia media entre hospitales públicos (6,88 días) y privados (6,09 días).

La estancia media de los pacientes en los grupos de enfermedades más frecuentes fue superior en los hospitales públicos que en los privados, salvo en los grupos de trastornos mentales (18,69 días en públicos frente a 48,22 en privados), de enfermedades del sistema nervioso y órganos de los sentidos (6,42 frente a 6,61 días) y en los episodios de embarazo, parto y puerperio (2,95 frente a 2,96 días).

Diferencias entre autonomías

Además, el análisis territorial muestra como Aragón, es la región con más altas por habitante, lo que se conoce como morbilidad, con 11.606 tasas por cada 100.000 habitantes, seguida de Baleares (11.475), País Vasco (11.385), Cataluña (11.262), Asturias (11.213), La Rioja (11.187), Madrid (10.998), Castilla y León (10.914), Galicia (10.781), Navarra (10.777), Extremadura y Cantabria (ambas 10.394), y Comunidad Valenciana (10.343).

Ya por debajo de la media nacional se sitúan Murcia (10.206), Melilla (8.693), Castilla-La Mancha (8.575), Canarias (8.349), Andalucía (8.290) y Ceuta (7.934).

Por grupos de enfermedades, los episodios de embarazo, parto y puerperio causaron la mayor tasa de altas hospitalarias en Andalucía y en las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla. En Baleares, Castilla-La Mancha, Galicia y Comunidad de Madrid la mayor tasa la causaron las enfermedades del aparato respiratorio, y en las restantes comunidades la mayor tasa de altas correspondió a las enfermedades del aparato circulatorio.

Por otro lado, las comunidades con un mayor porcentaje de altas correspondientes a hospitales privados fueron Cataluña (51,6% del total), seguida de Baleares (39,5%) y Canarias (35,2%). Por el contrario, las comunidades con un menor porcentaje de altas hospitalarias en la red privada fueron Castilla-La Mancha (6,3% de altas en hospitales privados), Extremadura (7,5%) y Castilla y León (11,7%).