La Verdad

El TSJ la obliga a pagar la demolición de su casa y balneario en Mazarrón

  • Costas tuvo que encargar a una empresa que tirara abajo las instalaciones ante la negativa de la dueña, que debe abonar ahora 13.160 euros

Relojes de moda para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

¡La moda que más te gusta al mejor precio!

Hasta 80%

¡Viaja con estilo!

Hasta 80%

Deportivas, botas y zapatos para hombre

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes de pulsera al mejor precio

Hasta 80%

Marca española de moda para hombre

Hasta 70%

Accesorios y gadgets electrónicos

Hasta 90%

¡Moda y complementos con diseños originales!

Las mejores marcas a los mejores precios

Moda urbana para hombre y mujer

Hasta 80%

Accesorios imprescindibles para tu día a día

Hasta 70%

Viste tu cama con la Denim más reconocida

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes de moda para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Zapatos y botines de piel para hombre

Hasta 70%

¡Moda para hombre y mujer a precios inmejorables!

Hasta 90%

La marca Denim italiana de moda

Las mejores marcas a los mejores precios

Moda infantil con sus personajes favoritos

Hasta 70%

Grandes descuentos en calzado

Hasta 80%

Selección de joyas exclusivas para hombre y mujer

Hasta 70%

Renueva tu comedor con muebles de diseño

Hasta 70%

Porque el descanso es salud

Hasta 80%

¡Joyas de tus marcas favoritas!

Hasta 80%

La mejor selección de productos para mantener tu hogar organizado

Hasta 70%

Joyería y relojería de tus marcas favoritas

Hasta 70%

Relojes y brazaletes inteligentes

Hasta 80%

Cosmética de calidad al mejor precio

Hasta 90%

¡El calzado de moda a tus pies!

Hasta 70%

El Tribunal Superior de Justicia (TSJ) de la Región de Murcia ha desestimado el recurso de la dueña de una casa y balneario en la playa de La Reya, en Mazarrón, contra la factura de 13.160 euros que le pasó la Demarcación de Costas. Según explica la resolución, esta respondía a una demolición que tuvo que hacer Costas al no haberse hecho cargo aquella, como debía.

La sentencia de la Sala de lo Contencioso del TSJ señala que el derribo lo llevó a cabo una empresa contratada por la Administración central en febrero de 2014 tras declarar caducada la concesión de terrenos de dominio público otorgada en junio de 1952. La resolución hace un recorrido por todos los trámites seguidos en el expediente de recuperación del dominio público ocupado por la casa y el balneario hasta que, al no conseguirse que la propietaria ejecutara la medida acordada de demolición en el plazo que se otorgó para hacerlo voluntariamente, Costas tuvo que acudir a la ejecución subsidiaria.

En un primer momento, los trabajos llevados a cabo fueron valorados en 16.800 euros. Tras un recurso de esta, que consideró excesiva esa cuantía, fue reducida a 13.160 euros.

En su recurso ante la Sala de lo Contencioso, la demandante pidió la anulación del expediente de ejecución forzosa y, de manera subsidiaria, que se rebajara la cantidad reclamada por los trabajos de derribo. Al desestimarlo, la Sala dice que la liquidación está desglosada en diversos conceptos, con albaranes y facturas que acreditan los gastos asumidos para llevar a cabo el derribo de las instalaciones.