Saltar Menú de navegación
Hemeroteca |
ALBACETE - ALICANTE - MURCIA | Personalizar edición | RSS | ed. impresa | Regístrate | Miércoles, 22 octubre 2014

Cultura

VA POR USTEDES

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
Fotos como monumentos
Manuel Ballester, en el Almudí junto a una de sus fotos. / MARTÍNEZ BUESO
La otra tarde asistí a la inauguración de una extraordinaria muestra de fotografía, por sutil, a la hora en la que a veces en Murcia vas a una exposición o expones; o sea, a las ocho en punto de la tarde. Y salí enormemente encantado, doblemente por la monumentalidad de las macrofotografías, y asimismo por la grandilocuencia de las formas arquitectónicas representadas: entrelazadas en un dialéctico discurso entre la forma y el fondo o la interpretación de su significante y su significado.
La exposición Tras-Pasar el vacío del pintor, antes, que fotógrafo, José Manuel Ballester parecen surgir de la realidad como la vida real misma, con sus veladuras abstractas, inspiradas de partida por un lenguaje verista en una búsqueda de la pureza de la línea. En estas fotografías el artista nos invita, como en un juego de sensaciones, a pasar o traspasar el vacío, a repensar el concepto. Y ya como espectadores individuales nos sitúa frente a las arquitecturas y espacios sociales que de tan colosales nos emocionan y nos inquietan por lo inabarcables. Eso mismo es lo que puedo sentir yo ante la fotografía sobre lona de 3 metros por 4, titulada Gran túnel, emoción e inquietud, y ya no digamos ante la otra fotografía sobre lona de 3 metros por 8 metros y pico, llamada Pasillo blanco. Una gozada.
«La obra de José Manuel Ballester sólo puede entenderse cabalmente considerando el contexto en el que ha sido hecha y el lugar que en él ocupa como artista que realiza un viaje pendular, un viaje de ida y vuelta entre la pintura y la fotografía. Y que además, se ha centrado su trabajo en la arquitectura precisamente», nos dice en el catálogo el profesor y crítico de arte Carlos Jiménez. Y precisamente no puedo sino estar de acuerdo con esas afirmaciones. ¿Por qué? Pues porque sigo desde hace muchos años las obras de este creador, siempre sugerentes, desde sus comienzos.
La otra tarde asistí a la inauguración para felicitar al artista. A las inauguraciones, por lo general, se va a ver al personal y a que lo vean a uno. Y allí estaba la concejal de Cultura del Ayuntamiento de Murcia, Fátima Barnuevo, elegante y atenta. Y Martín Paéz, director de exposiciones del Palacio Almudí, trabajador incansable, que siempre derrocha pasión artística. Y un ramillete de excelentes artistas: Vicente Ruiz, Esteban Campuzano, Lola Arcas, Carlos Callizo, Andy, Severo Almansa, y otros que llegarían más tarde. Pues uno se tuvo que marchar muy pronto. A esa misma hora tenía que estar en la entrega de premios Los Mejores de La Verdad. Pero volveré a esta magnifica exposición del Palacio Almudí, que pone la guinda a una estupenda temporada, y que estará hasta el 12 de julio. Regresaré con la mirada limpia.
Opina

* campos obligatorios
Listado de comentarios
Videos de CULTURA
más videos [+]
CULTURA



Noticias de Cultura

Enlaces de Interés

Vocento
SarenetRSS