La Verdad

Diez muertos en un ataque rebelde sobre la ciudad ucraniana de Mariúpol

Un tren atacado en Mariúpol.
Un tren atacado en Mariúpol. / Reuters
  • Según los voluntarios en la zona, "hay muchos heridos" tras los ataques con artillería contra zonas residenciales

Al menos diez civiles han muerto durante un ataque con artillería contra la ciudad de Mariúpol, en el este de Ucrania, ha informado en su Facebook el jefe de la policía regional de Donetsk, Viacheslav Abroskin, que ha culpado de la tragedia a los separatistas prorrusos.

"Han muerto diez personas", ha escrito Abroskin en su Facebook poco después de que el centro de prensa de las fuerzas ucranianas informara de varios ataques con artillería contra zonas residenciales de esa ciudad, la segunda más importante de la región de Donetsk y convertida en su capital provisional, leal a Ucrania.

Las fuerzas de Kiev han citado el impacto de un proyectil disparado por una lanzadera de misiles 'Grad' contra el barrio residencial Vostochni. Además, vecinos de la ciudad han denunciado ataques con artillería contra los barrios Kievski y Ordzhonekidze, donde los disparos han incendiado coches y han dañado varios inmuebles, entre ellos un mercado de abastos.

"Hay muchos heridos", ha escrito en su Facebook el batallón de voluntarios 'Azov', que participa en la defensa de la ciudad junto a las fuerzas ucranianas. El Canal 5 de la televisión ucraniana ha informado de que los habitantes de los barrios atacados intentan huir de la zona, pero se encuentran con el transporte público saturado y la imposibilidad de llamar un taxi.

Mariúpol, objetivo no prioritario

Hasta ahora, el puerto de Mariúpol, a orillas del mar de Azov y con cerca de medio millón de habitantes, prácticamente se ha librado de los estragos del conflicto armado que estalló a mediados del pasado en el este de Ucrania, salvo algunos incidentes aislados incluido el de hoy.

El líder de la autoproclamada República Popular de Donetsk (RPD), Alexandr Zajárchenko, que anunció ayer una amplia ofensiva contra las fuerzas de Kiev hasta conquistar toda la región, descartó sin embargo que Mariúpol sea de momento un objetivo prioritario para los rebeldes.

Sepultada ya la tregua entre los dos bandos enfrentados que regía desde el pasado 9 de diciembre, las hostilidades continúan a lo largo de todo el frente en las regiones ucranianas de Donetsk y Lugansk, sublevadas contra Kiev tras el derrocamiento en febrero pasado del expresidente Víktor Yanukóvich.

Tres civiles han muerto y otros seis han resultado heridos en las últimas 24 horas en la región de Donetsk, según el número dos del llamado Estado Mayor de la RPD, Eduard Basurin. Basurin aseguró que las tropas ucranianas han disparado su artillería contra las ciudades de Górlovka y Makéyevka, mientras que los combates más duros tienen lugar junto a las localidades de Peski y Avdéyevka, próximas al aeropuerto de Donetsk que las fuerzas de Kiev dejaron esta semana tras 262 días de resistencia.

La ONU, que cifra ya en más de 5.000 el número de muertos desde el inicio del conflicto, denunció hoy que cerca de 1,5 millones de ucranianos se han convertido en desplazados o refugiados por la guerra en el este del país.

Temas