Mikel Palomera: «Seremos líderes en ventas de coches en Murcia»

Mikel Palomera, junto a un modelo Arona en el nuevo concesario Seat del Grupo Huertas (Atalayas), el pasado jueves. /Martínez Bueso
Mikel Palomera, junto a un modelo Arona en el nuevo concesario Seat del Grupo Huertas (Atalayas), el pasado jueves. / Martínez Bueso

«A partir de dos años el 30% de nuestros vehículos tendrán motorización por gas», arfirma el director general de Seat

Juan Carlos Hernández
JUAN CARLOS HERNÁNDEZMurcia

No está solo para gestionar la empresa más emblemática de la industria española, sino también para cambiar las motorizaciones que venimos conociendo desde hace más de un siglo. Mikel Palomera (Bilbao, 1966) dirige Seat desde noviembre de 2012. Su vinculación con la compañía se remonta a 1991. Desde entonces ha pasado por numerosos departamentos, desde ingeniería de procesos hasta exportaciones. Hace tres años logró que la compañía entrara en números negros por primera vez desde el inicio de la crisis. El pasado ejercicio lo cerró con un beneficio de 143 millones de euros (en 2015 fueron solo 12 millones), con 468.000 vehículos comercializados, tras sortear los vaivenes de la crisis catalana durante el último trimestre, y con el Ibiza elegido como Mejor Coche del Año (ABC). Y lo mejor es que el crecimiento se sustentó con un incremento de las ventas a particulares en un 19%. Hasta entonces habían mandado la matriculaciones de empresas de alquiler y 'renting', así como las flotas de empresas.

Opiniones

Conectividad
«Cada vez más clientes jóvenes quieren que su auto se convierta en un móvil con ruedas»
Resultados
«Seat tuvo el año pasado un récord histórico, con 143 millones de euros en beneficios»
Mercado murciano
«Esperamos incrementar en un 35% las ventas en la Región, hasta superar las 2.000 unidades»
Tendencia de mercado
«En este ejercicio, la mitad de los vehículos comprados por particulares serán SUV»
Crisis catalana
«Tenemos muy clara nuestra identidad. Somos una marca genuinamente española»

Pero la cuenta de resultados no es la única prioridad de Seat. La firma se ha propuesto ser la avanzadilla del empleo en España de gas natural comprimido (GNC) como combustible para automóviles, en combinación con motores de gasolina. En este sentido, será pionera dentro del Grupo Volkswagen. Igualmente se dispone a producir en masa vehículos híbridos enchufables y eléctricos.

Dentro de los planes de expansión de ventas de Seat, la Región ocupa un lugar preferente. Sus conductores cambian de coche con más frecuencia que los del resto de España. Murcia registró la matriculación de 26.510 utilitarios, berlinas, compactos y todoterrenos durante 2017, un 8,8 % por ciento más. Igualmente se disparó la venta de híbridos (+78%) y de autos de gasolina (+29,6). Los diésel van retrocediendo (-4,4%), aunque mantienen su preeminencia, con el 57,5% de las ventas. En ese contexto, Palomera está convencido de que el mercado regional pronto estará maduro para las motorizaciones de gas. El pasado jueves inauguró un nuevo concesionario en la capital murciana.

-¿Cómo fue el 2017 para el sector de automoción?

-El año pasado fue bastante bueno para todas las compañías automovilísticas. Antes de la crisis se vendía a un ritmo de 1.600.000 vehículos anuales en España. En 2017 se llegó a 1.246.000. En este ejercicio el sector puede superar sin problemas la frontera de las 1.300.000 unidades. Dentro de este entorno, la marca que más creció el año pasado fue Seat, con un 23%. Estamos muy contentos de cómo están evolucionando nuestros nuevos modelos y la trayectoria del mercado. Así, este año los todocaminos supondrán la mitad de las ventas a particulares. No es exageración, ya estamos en el 40%. Así, el Ateca fue el tercer SUV más comercializado en España y el León llegó a ser el número dos en automóviles. Seat ya se ha situado como segunda empresa en ventas dentro del país, por detrás de Renault.

-¿Y en Murcia?

-Trabajamos con un operador único, el Grupo Huertas. Contamos con siete puntos de venta (Murcia-Espinardo, Murcia-Atalayas, Cartagena, Lorca, Yecla, San Javier y Caravaca) con los que cubrimos toda la Región. ¿Qué aspiración tenemos para este año? Convertirnos en el número uno del mercado regional, tras incrementar un 35% las ventas y superar con crecer las 2.000 unidades (en 2017 fueron 1.508). Esperamos lograr lo mismo en el conjunto del país. A fin de cuentas somos una marca que tiene toda su cadena de valor íntegramente en España. Más del 70% de los proveedores de componentes para el montaje de nuestros vehículos son nacionales. Y el resto es tecnología del Grupo Volkswagen.

-¿Cual es la baza de Seat en Murcia?

-Aparte de nuestros tres principales pilares (Ateca, renovación de la gama León y quinta generación del Ibiza), hemos lanzado el Arona. Es un suburbano más pequeño que utiliza la plataforma del Ibiza (el Ateca emplea la del Volkswagen Tiguan). Tiene muchísimo potencial en la Región. Será número uno de ventas en Murcia a nivel de SUV, seguro, pese a los numerosos lanzamientos que están efectuando Peugeot, Renault y las marcas coreanas. Creo que al menos 8 de cada 100 vehículos vendidos en la Región serán de nuestra marca. Ahora estamos en 6. Puede parecer una cuota pequeña a simple vista, pero es suficiente para el liderazgo dada la enorme fragmentación del mercado murciano. Por ejemplo, Renault fue líder en España en 2017 con solo el 8,3% de las ventas. Seat tuvo el 7,7%.

-No esta mal, parece que fue un buen ejercicio.

-Y tanto. Tuvimos un récord histórico en resultados, con 143 millones de euros de beneficio. Nuestras ventas mundiales crecieron un 15%. De cada cien vehículos que producimos, ochenta los vendemos a otros países. De hecho, se venden más Seats en Alemania (102.000 unidades en 2017) que en España (95.000). Aparte de ello, los principales clientes son, por este orden, Reino Unido, México -somos allí la primera marca extranjera-, Argelia, Francia, Turquía, Italia, Austria, Polonia, Suiza. Ya estamos trabajando en desarrollar un vehículo eléctrico en China, y en Argelia vamos ensamblar 20.000 unidades de Ibiza, León y Arona. El Ateca y el Toledo los producimos en la República Checa; el Alhambra, en Portugal; el Mii, en Eslovaquia, y haremos un SUV aún más grande a finales de este año en Wolfsburg, en Alemania. Esperamos que 2018 se convierta en el mejor ejercicio de la historia de la compañía. Ello nos permitirá abordar los desafíos que nos hemos fijado y que son compartidos por todo el sector, solo que queremos ir por delante.

-¿Qué retos?

-Son cuatro. En primer lugar, el vehículo 'conectado'. Cada vez más clientes quieren que su auto se convierta en un móvil con ruedas, permanentemente enlazado con internet, con infraestructuras y con el resto de conductores usuarios. La segunda gran novedad es el coche eléctrico. Y la tercera, el turismo autónomo. Llegará un momento en que el volante desaparecerá en muchas marcas. El cuarto gran desafío será la movilidad compartida. Tenemos ya experiencias de 'carsharing'. Puedes crear con ello una comunidad y trabajar sobre demanda. No necesitas depender de amigos o de rutas fijas, puedes variar tus necesidades en función de quien viva en tu entorno, alguien que ni siquiera conoces.

-¿Todo esto no choca con la idea murciana de coche propio grande, ande o no ande?

-(Ríe) Eso es cierto. Vale para quienes estamos por encima de los 40 años. Pero el perfil que tiene Seat dentro de Volkswagen es el de ser una marca para jóvenes, aquellos que tienen una media de 10 años menos que los compradores habituales. Somos una puerta de entrada para el grupo. El 63% de nuestros clientes son de 'conquista', que más adelante pueden pasar a Audi, Volkswagen o Skoda.

-No es fácil cambiar mentalidades.

-Ya, pero se hará. Primero, por la legislación. La regulación a nivel de CO2 y NO2 va a ser cada vez más dura. Los motores que los emiten van a tener una cuota más baja.

-Ante las nuevas tecnologías en motores, echemos imaginación. Me voy a comprar un coche dentro de dos o tres años. ¿De qué tipo me recomendaría?

-¿Cuáles serían sus necesidades de movilidad?

-Trasladarme al trabajo entre semana, con trayectos de entre quince y veinte kilómetros diarios, y hacer de dominguero con excursiones de unos cien kilómetros.

-En tal caso, el primero, sin lugar a dudas, sería un híbrido de gas natural junto con motor de gasolina. Segundo -y si se lo puede permitir por el sobreprecio-, un híbrido enchufable. El tercero, un gasolina. El cuarto, un diésel, y el quinto, un eléctrico puro. Ése sería mi 'ranking'.

-¿Gas para coches? ¿Tan pronto?

-Es el combustible fósil más eficiente y limpio para coches, no emite ni gases de efecto invernadero ni partículas en suspensión. El coste por kilómetro es entre un 30% y un 40% más barato que el generado por el gasoil y entre un 55% y un 60% con respecto a la gasolina. Solo hay dos 'hándicaps'. Mucha gente no lo conoce y aún no hay una buena cobertura de distribución. Vamos a hacer una apuesta muy fuerte con Gas Natural en ese sentido para crear más de un centenar de 'gaselineras' a nivel nacional a finales de 2018, el doble en 2020 y el triple en 2022. En Murcia habrá cuatro estaciones en dos años como mínimo. Ya hay una operativa.

-Solo cuatro? ¿Serán suficientes?

-Sí, de momento. El ahorro es tan importante que la gente no tendrá problema en ir a buscarlas. Habrá en Murcia, Cartagena y en las principales autovías.

-Pero la Región tiene una infraestructura gasística enorme. Eso daría para más.

-Vale, pero será en una segunda fase, que marcará pautas al resto de España. Pero ya se verá más adelante... (exhibe una amplia sonrisa).

-Puede que el gas proporcione ahorro, ¿y autonomía? Ahí, por ejemplo, 'pinchan' los coches eléctricos.

-Pues solo con 15 kilos de gas se podría ir de Murcia a Madrid con un Seat León, con un coste de 13,16 euros, con cuatro personas a bordo. Y luego queda un depósito de cincuenta litros de gasolina todo íntegro, suficiente para recorrer entre 800 y 900 kilómetros. Eso, si no se quiere repostar en Madrid. En otras palabras, se puede usar el depósito de gas una semana entera con trayectos laborales y excursiones. ¿Eso no motivaría la compra?

-Aparte del León, ¿qué otros modelos ya van por gas?

-El Ibiza y el Mii, y pronto lo tendremos en el Arona. De aquí a dos años, el 30% de nuestra producción tendrá motorización por gas.

-¿Quiénes son los principales clientes en ese aspecto?

-Los taxistas. Son los que están más al tanto de esta tecnología. Entre ellos vamos a tener un éxito importante. Pero ya están proliferando los particulares. Y mucho.

-El comercio electrónico ha generado un 'boom' en ventas de vehículos comerciales. ¿Seat no podría aprovecharse de ello?

-De eso se encarga Volkswagen. Nosotros estamos especializados en vehículos para particulares, al igual que Audi y Skoda. Para transporte pesado están MAN y Scania.

-¿Cómo lleva la compañía la crisis separatista catalana?

-De forma más relajada. En octubre hubo un impacto importante en cuanto a ventas en Cataluña por la incertidumbre generada, pero la situación se ha recuperado. Como fabricantes nos dedicamos a crear riqueza y, para ello, necesitamos un entorno estable. Eso sí, tenemos muy clara nuestra identidad. Somos una marca genuinamente española. Desarrollamos, diseñamos, producimos y comercializamos en este país. A fin de cuentas, somos quienes lo pusimos bajo ruedas. Por eso, queremos ser profetas en nuestra tierra y volver a ser líderes en el mercado español. Ahora tenemos las condiciones para hacerlo. Y, sobre todo, en una región tan importante como Murcia.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos