BALONCESTO

A por el título de la Champions en Atenas

Los jugadores del UCAM celebran su clasificación para la 'Final Four' de baloncesto, el miércoles./Javier Carrión / AGM
Los jugadores del UCAM celebran su clasificación para la 'Final Four' de baloncesto, el miércoles. / Javier Carrión / AGM

El OAKA de la capital de Grecia será el escenario de la primera 'Final Four' europea del UCAM

EMILIO SÁNCHEZ-BOLEAMURCIA

La última fase del sueño del UCAM será en Atenas, cuna del deporte olímpico. La candidatura presentada por el AEK, el equipo griego clasificado para la 'Final Four', es la que más ha convencido a la comisión de directivos de la FIBA y de la Champions League encargados de elegir sede para esta final a cuatro bandas que se disputará entre el 4 y 6 de mayo en la capital griega.

La elección no ha pillado por sorpresa a nadie en el UCAM, que pretendía traer esta final a cuatro a Murcia, pues las posibilidades de que la Champions League llevara el evento a España, después de una primera edición pasada en Tenerife, eran bastante reducidas, más si cabe teniendo en cuenta el más que mejorable estado de los exteriores del Palacio de los Deportes, donde los vallados y el andamio que preside la puerta principal no terminan de ser lo fotogénicos que la cita merece.

Por el contrario, el OAKA ateniense es uno de los más lustrosos pabellones de toda Europa. Con capacidad para 19.250 espectadores en eventos de baloncesto, forma parte del Complejo Olímpico de Deportes de Atenas, donde se albergaron en 2004 los Juegos Olímpicos para los que fue remodelado el recinto. El pabellón ateniense ya supo además, en 2007, lo que es organizar una 'Final Four' para la mejor competición continental de baloncesto, la Euroliga, y es la casa del Panathinaikos, el club de baloncesto griego más laureado de la historia y uno de los más grandes de Europa con seis Euroligas en su palmarés. El AEK - club de origen como jugador y entrenador de Fotis Katsikaris -, no juega en el OAKA sus partidos ligueros, pero sí los de Champions League, y es por ello por lo que actuará como anfitrión.

A por todas

Aún no se conoce cuál será el rival del UCAM en la semifinal, pues los emparejamientos se decidirán por sorteo el próximo día 12 en Atenas. Lo que es seguro es que la intención del equipo de Ibon Navarro es no volverse de vacío. «Si vamos a la 'Final Four' no es para jugarla, sino para ganarla», dijo el entrenador universitario después de la clasificación de su equipo.

Además del AEK, que superó en cuartos al Estrasburgo francés, sus rivales por el cetro de la Champions son el favorito y ya conocido Mónaco, que llega de eliminar al Banvit turco, y el Riesen de Luisburgo, que remontó su eliminatoria entre equipos alemanes al Bayreuth.

«El UCAM es un club de segunda clase»

Turgay Büyükkcarci, presidente del Pinar Karsiyaka, no digirió bien la eliminación de su equipo a manos del UCAM. «Es muy triste que hayamos sido eliminados por un equipo de segunda clase. No quiero felicitarles porque nos desactivaron, tanto en Esmirna como en Murcia», dijo al término del partido jugado el miércoles en el Palacio de los Deportes. El empresario otomano no habló en términos baloncestísticos. «Deberíamos revisar esta organización [FIBA], porque solo se sienta y mira. Lima y Rojas ofrecieron comportamientos antideportivos y ellos no han sido castigados», continuó enfadado Büyükkarci, quien dejó abierta la posibilidad de no volver a la Champions, lo que terminaría de convertir en ridícula la sanción de dos partidos a puerta cerrada para su club por averiar el marcador electrónico durante más de una hora y permitir a su afición fumar en el pabellón, agredir a Rojas y lanzar todo tipo de objetos contra el UCAM y los árbitros.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos