Cumpleaños feliz en el Palacio

Miguelín, Andresito y Pito celebran uno de los goles ante el Gran Canaria./Juan Carlos Caval / AGM
Miguelín, Andresito y Pito celebran uno de los goles ante el Gran Canaria. / Juan Carlos Caval / AGM

ElPozo alcanza los mil partidos con un encuentro redondo y sin sustos ante un rival que dio muchas facilidades

ANDRÉS CREMADES

Partido número mil de ElPozo Murcia y, a diferencia del primer choque, en el que cayó goleado, ayer los de Duda pasaron por encima de un débil Gran Canaria. Lo hicieron sin agitaciones innecesarias y, sobre todo, sin suspense ni sustos, que era lo que el Palacio necesitaba en un partido en el que las aguas siempre bajaron claras y transparentes. Comenzó bien ElPozo con esa imagen que los murcianos siempre muestran de inicio, fresca, rápida y volunariosa, con muchas ganas por parte de todos de que el partido no se convirtiese en un dolor de cabeza. Once segundos y Álex ya ponía por delante a su equipo, y lo que vino después fue una cascada de oportunidades, salpicada con goles. Los canarios solo pudieron acudir como espectadores de lujo a un partido en el que el ciezano Álex y Miguelín brillaron con luz propia.

9 ElPozo

Fede, Matteus, Andresito, Álex y Miguelín. También jugaron Marinovic, Elías, Pito, José Mario, Cámara y Josema.

1 Gran Canaria

Soares, Saúl, Juanillo, Ayose y Harnisch. También jugaron Acaymo, Yerai, Nacho Gil, Iván Gonfaus, Raúl Canto y Barbero.

GOLES.
1-0, m. 1, Álex. 2-0, m. 6, Pito. 3-0, m. 11, Miguelín. 4-0, m. 7, Álex. 5-0 m. 7, Pito. 5-1, m. 29, Raúl Canto. 6-1, m. 32, Álex. 7-1, m. 35, Miguelín. 8-1, m. 38, Marinovic. 9-1, m. 40, Pito.
ÁRBITROS.
Gómez García y Moreno Durán (Colegio Madrileño). Bien. Amonestados Álex y Yeray (m. 34 expulsado).
INCIDENCIAS.
Partido correspondiente a la jornada 11ª, disputado en el Palacio de los Deportes ante 2.600 espectadores.

La primera parte muy plácida para ElPozo Murcia, que no pudo comenzar mejor y marcó a los once segundos. Álex terminó enviando el cuero a media altura al fondo de las mallas. Los aficionados seguían entrando y se encontraban con el electrónico ya modificado. El Gran Canaria intentaba aguantar, pero era solo eso, aguantar, pues los de Duda querían resolver por la vía rápida. Andresito se tropezaba con la madera, Miguelín armaba la lanzadera que tiene en la pierna y ponía a Soares en aprietos.

ElPozo no quería sufrimiento y a los seis minutos llegaba el segundo tanto. Pito acabó con la racha de ocasiones que había tenido sin gol, y lo hizo con un remate cercano a pase de Elías que estableció el 2-0. El Gran Canaria comenzaba a estar en descomposición y no se le ocurrió otra cosa a su entrenador que sacar a Juanillo como portero-jugador, para intentar sujetar a los murcianos en ataque, pretendiendo tener más el cuero. Lo que se encontró fue con tres goles más de los locales, obra de Miguelín, Álex y Pito. Rápidamente el entrenador cambió y volvió al sistema tradicional. ElPozo, con su carrusel de cambios, llegó a tener en la pista un quinteto totalmente de la cantera con Fede, Josema, José Mario, Elías y Álex.

El partido entraba en una fase en la que muchos jugadores intentaban adornarse, cosa normal pues el Gran Canaria daba posibilidades para eso y para más. En ese desconcierto y correcalles en que se convirtió el choque, Andresito pudo marcar en varias ocasiones, aunque también los canarios, en salidas a la contra, pudieron hacer daño, pero el tanteador ya no se movería durante la primera mitad.

En el segundo acto todo fue un querer y no poder por parte de los canarios. ElPozo bajó revoluciones y se mostróa un tanto condescendiente, se dejó llevar. Pero el gol de Raúl Canto puso a todos a una para acabar con la pequeña revuelta insular. Y así los goles fueron cayendo, uno tras otro, hasta que el electrónico marcó un 9-1 y el equipo de Duda levantó el pie del acelerador.

Partido para redimirse y para que ElPozo comience de nuevo la caza de los primeros.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos