GP Singapur

Sainz, a la expectativa

Carlos Sainz. / Efe

Palmer peleará por seguir en Renault, pero los franceses quieren subir al español ya en Malasia

DAVID SÁNCHEZ DE CASTRO

Carlos Sainz esboza media sonrisa mientras intenta mantener la compostura cuando se le pregunta sobre el acuerdo con Renault. Su agente (que también es el de Fernando Alonso), Luis García Abad, y su padre están en Singapur apretando las tuercas a Renault y acabando de cerrar y limar todos los flecos que quedan, que no son pocos, para que en cuanto se pueda se anuncie el fichaje del madrileño por la escuadra de Enstone.

El problema es que para entrar, primero deben salir otros. Jolyon Palmer es la víctima del fichaje de Sainz por Renault, y el británico no está dispuesto a renunciar a su contrato sin pelearlo. Lo advirtió varias veces en la rueda de prensa de la FIA, al lado de Hamilton y Alonso: él tiene una firma estampada con los del rombo, y tiene previsto completar las carreras que quedan de la temporada 2017. Aunque no haya puntuado aún, y ostente el récord de ser el piloto que más veces ha abandonado en la primera vuelta (cuatro) este año, está convencido de que su puesto no peligra y que está en condiciones de completar un buen fin de año. Incluso amenaza con ir a los juzgados si le levantan el asiento antes.

Por eso, Sainz de momento ni confirma ni desmiente. Simplemente, está a la espera de que ocurra algo… que ocurrirá. «Cuando hay tantas fábricas envueltas en un lío tan grande, para un piloto, salir y hablar solo puedes molestar. Voy a permanecer callado a la expectativa a ver si se anuncia algo y a partir de ahí ya veremos. Si las marcas dicen que hay anuncio será verdad, pero yo no puedo decir nada. Los cambios son a veces positivos y a veces negativos, espero que esta vez sean positivos», admitió, intentando que no se le note demasiado la alegría que tiene por dentro.

Fotos

Vídeos