MOTOR

Un acreedor pide el concurso necesario del Circuito de Cartagena antes de las elecciones

Entrenamientos del campeonato británico de superbike en el Circuito de Cartagena, este año. /Antonio Gil / AGM
Entrenamientos del campeonato británico de superbike en el Circuito de Cartagena, este año. / Antonio Gil / AGM

Francisco J. Moya
FRANCISCO J. MOYACartagena

La empresa Cabisuar, a la que los responsables del Circuito de Cartagena deben cerca de 90.000 euros desde hace nueve años, ha presentado en el Juzgado de Lo Mercantil de Murcia una demanda para que se declare un concurso de acreedores necesario en la sociedad que dirigen José Miguel Martínez Castejón y Juanjo Ríos, quienes en las elecciones fijadas para el próximo 2 de diciembre lucharán por mantenerse en la presidencia del Circuito contra la candidatura liderada por Manuel Nicolás y Lorenzo Pividal.

En la demanda presentada por Andrés López, abogado de Cabisuar, se explica con claridad la deuda reclamada, los procedimientos de origen y las actuaciones realizadas durante todo este tiempo por la empresa para el cobro de unas cantidades que el Circuito no ha pagado. La deuda actual con Cabisuar asciende actualmente a 89.951,21 euros. La deuda global del Circuito, según los demandantes, es de 2,4 millones. «Ellos se basan en una nota simple para hablar de 2,4 millones, pero la deuda real es de 1,4», alega Juanjo Ríos, director del trazado.

Por su parte, Manuel Nicolás, dueño de la constructora Sanimar, quiere acceder al cargo, cambiar la forma de trabajar en el día a día y poner fin a la «nefasta» gestión de los últimos años, «que evidentemente ha sido desastrosa y nos ha llevado hasta una situación límite. Lo peor de todo es que a los socios se nos ha ocultado toda esta información, nos hemos confiado y hemos creído en las personas que llevaban el circuito. Hasta el mes pasado no nos enteramos de lo que estaba pasando».

Nicolás promete «transparencia, capacidad de negociar deudas y mano tendida a empleados y usuarios» de la instalación. Además, señala que es «absolutamente imposible que se haya pagado medio millón de euros a Hacienda en los dos últimos años, como afirma Juanjo [Ríos], cuando las pérdidas de los dos últimos ejercicios ascienden a casi 300.000 euros. Eso es falso».

Fotos

Vídeos