Ceballos se exhibe ante 13.000 personas

Ceballos se exhibe ante 13.000 personas

Un 'hat-trick' del mediapunta sevillano del Real Madrid saca de un buen lío a la sub 21 ante Eslovaquia en un Cartagonova casi lleno

Francisco J. Moya
FRANCISCO J. MOYACartagena

Fiesta completa en un Cartagonova casi lleno. Apenas dos mil butacas quedaron vacías en otra cita para la historia. La afición cartagenera disfrutó de una fantástica noche de fútbol y de una espectacular remontada de la selección española sub 21 ante una Eslovaquia que entró mejor en el partido, asustó en el minuto 23 con un gol y después con un claro penalti cometido por Vallejo sobre el delantero Mraz. El árbitro sueco Bojan Pandzic -pésimo- no pitó nada y en la siguiente acción los de Celades montaron una contra perfecta que acabó culminando Dani Ceballos con el gol del empate. En solo diez segundos, del 0-2 se pasó al 1-1. La indignación de los eslovacos fue absoluta y en las protestas fue expulsado su seleccionador, Pavel Hapal. Lo que vino después fue un recital de Dani Ceballos, autor de tres tantos.

5 España

1 Eslovaquia

España:
Unai Simón; Maffeo, Vallejo, Meré, Aarón (Lato, minuto 70); Rodri, Fabián, Oyarzábal (Íñigo Córdoba, minuto 46), Carlos Soler, Dani Ceballos (Pablo Fornals, minuto 82); y Borja Mayoral.
Eslovaquia:
Jakubech; Chvatal, Siplak, Kruzliak, Hancko; Kacer, Lesniak (Herc, minuto 67), Hromada; Cmelík (Spalek, minuto 67), Mraz (Balaj, minuto 87) y Jirka.
Goles:
0-1, Fabián, en propia puerta (minuto 23). 1-1, Dani Ceballos (minuto 38). 2-1, Íñigo Córdoba (minuto 52). 3-1, Dani Ceballos (minuto 55). 4-1, Dani Ceballos (minuto 60). 5-1, Borja Mayoral (minuto 86).
Árbitro:
Bojan Pandzic, de Suecia. Mostró la tarjeta amarilla a los españoles Aarón y Dani Ceballos y a los eslovacos Hancko, Cmelík y Hromada. Y expulsó a su entrenador, Pavel Hapal (minuto 38).
Incidencias:
Partido de la fase de clasificación para la Eurocopa sub-21 en el grupo 2 que se disputó en el estadio Cartagonova ante 12.812 espectadores.

Estuvo espesa la Rojita en el primer periodo, en el que solo al valencianista Carlos Soler se le vio vivo e intenso. Los eslovacos se lo fueron creyendo y un tiro de Jirka no fue gol porque Vallejo lo evitó despejando el balón sobre la misma línea con Unai Simón ya batido. Poco después, el bético Fabián marcaba en su propia potería al intentar evitar el remate de un rival en un saque de esquina. El sorprendente 0-1 dejó mudos a los 12.812 espectadores que desafiando a un horario nefasto y olvidando las comodidades del sofá y la televisión se plantaron anoche en las gradas del Cartagonova.

Tras esa jugada clave, fenomenalmente resuelta por Dani Ceballos, se llegó al descanso. Y a los siete minutos de la reanudación, en el primer balón que tocó el vasco Íñigo Córdoba (había entrado tras el asueto por su paisano Oyarzábal), llegó el 2-1. Con los eslovacos lamentando su mala suerte, Dani Ceballos sacó toda su magia e hizo dos goles preciosos en solo cinco minutos. Así, el sevillano que este verano ha llegado al Madrid resolvió el partido y firmó el primer triplete de su carrera. Difícilmente podrá olvidar lo que vivió anoche en Cartagena.

En los minutos de la basura, con la afición haciendo la ola tras ponerse en pie para despedir como un héroe a Dani Ceballos, su compañero de equipo Borja Mayoral encontró el gol que llevaba buscando toda la noche, al empujar a la red un gran servicio de Íñigo Córdoba. Lo mejor es que Cartagena demostró de nuevo que la sub 21 se le queda corta y merece ya un partido de la absoluta. Para ello, eso sí, es urgente mejorar la luz artificial del estadio, el único lunar anoche de una fiesta redonda.

Fotos

Vídeos