Fútbol | Segunda División

El Lorca se lleva los tres puntos en el 92

El Lorca se lleva los tres puntos en el 92
Paco Alonso / AGM

Un gol de Onwu en el tiempo añadido salva a los de Curro Torres

PEDRO RE

El fútbol fue al fin justo con el Lorca FC, que sufrió y se llevó un triunfo ya en el descuento, cuando todo parecía abocado al empate. Los tres puntos, tras el gol de Manu Onwu, no hacen que el equipo salga de los puestos de descenso, pero al menos lo colocan muy cerca de conseguirlo y le dan un subidón de moral necesario. El Lorca FC fue superior a un Córdoba rácano, cerrado durante gran parte del partido en defensa y con poca presencia en ataque.

1 Lorca FC

Dorronsoro; Pina, Pomares, Peña, Fran Cruz; Cristian Bustos, Javi Muñoz (Dani Ojeda, minuto 65), Tropi, Nando (Carlos Martínez, minuto 81), Noguera; y Manu Apeh (Manu Onwu, minuto 86).

0 Córdoba

Kieszek; Fernéndez, Pinillos, Jôao Alfonso, Josema (Álex Vallejo, minuto 76); Edu Ramos, Javi Lara, Jaime Romero, Javi Galán (Carlos Caballero, minuto 85); Sergi Guardiola y Jona (Aguza, minuto 50).

GOL.
1-0. M. 91. Manu Onwu.
ÁRBITRO.
José Antonio López Toca (cántabro). Mostró tarjeta amarilla a Joâo Alfonso, del Córdoba.
INCIDENCIAS.
Artés Carrasco, 6.727 espectadores.

Y eso que el Lorca no pudo contar con su referente en el centro del campo, Eugeni Valderrama, quien se quedó fuera por lesión. El encuentro empezó con dominio lorquino, en lo que es la tónica general de los últimos partidos en casa de los de Curro Torres. La primera llegada al área del rival fue para el Lorca, con un remate dentro del área de Manu Apeh que salió fuera.

La defensa del Córdoba estaba imprecisa, pero faltaba presión de los locales para poner en aprietos al guardameta polaco Kieszek. El equipo visitante seguía esperando las acometidas de un Lorca que confiaba en Manu Apeh. Y los locales enseñaron los dientes en un remate con mucha intención de Noguera, que se encontró con una buena parada del portero.

El partido era importantísimo para los dos equipos, porque había en juego algo más que tres puntos, debido a la posición en la tabla de los protagonistas, y eso quizá se notaba sobre el campo. En el minuto quince de juego se produjo un remate del lateral Pomares, pero el balón tropezó en un defensa y se alejó de la portería. El Córdoba seguía jugando con balones largos, intentando despejarlos y sin intención de pasar del centro del campo. Triangulaba el Lorca bien, por su lado, pero cuando llegaba al borde del área se imponía la defensa y los remates se hacían esperar.

El Córdoba empezó a cortar el ritmo del partido a base de faltas, sobre todo en la zona de creación de los blanquiazules, pero con un colegiado que se olvidaba de las tarjetas. A los treinta minutos pudo llegar el gol de Nando, quien, tras una recuperación de balón, remató por encima de la meta de Kieszek. El Lorca FC marcó con un centro de Tropi que remató Manu Apeh al fondo de la red, pero el auxiliar levantó la bandera y el colegiado lo anuló por fuera de juego.

El primer tiempo terminó con un Lorca FC superior, por lo menos en la posesión del balón y en cuanto a remates a puerta algo inocentes. El Córdoba, por su lado, solo funcionó en defensa, porque el ataque lo dejó para otro momento.

Un paso adelante

Empezó el segundo periodo sin cambios pero con un Córdoba que dio un pasito adelante. Noguera fue objeto de falta al borde del área, la sacó Tropi y el portero tuvo que emplearse a fondo para impedir el gol junto al palo.

El entrenador del Córdoba hizo un cambio significativo cuando sacó del campo al delantero Jona para dar entrada al centrocampista Aguza. Y tras el cambio fue el equipo de Merino el que empezó a rondar el área local. Un error de Tropi terminó con el balón en los pies de un contrario, pero la defensa cortó el peligro.

El juego empezaba a igualarse en unos minutos importantes y cualquier cosa podía pasar. El Lorca estaba algo perdido en ataque, tal vez porque le presión de los andaluces era más precisa que en los minutos anteriores. Parecía como si la zona de ataque necesitara un revulsivo a modo de cambio y Manu Onwu seguía calentando en la banda. Pasaban los minutos y la muralla del Córdoba se hacía cada vez más infranqueable, y es que su entrenador metía más hombres en el área.

Pero Manu Onwu entró en el minuto justo, cuando faltaban cuatro para el final. Y así se llegó al 90. Y fue en esos minutos cuando se fabricó la jugada del único gol de la noche. Este llegó después de que Tropi sacara una falta, el balón cayera al área y, tras una serie de rechaces, llegara al navarro para que metiera el balón en la portería de un Córdoba que no se había hecho merecedor al empate que tenía hasta el momento. El Lorca FC respira un poco antes de su próxima salida, que tendrá lugar el sábado, en el estadio Santo Domingo, para medirse al Alcorcón a partir de las 13.00 horas.

Fotos

Vídeos