Mejor juego, mismo resultado

Fran Moreno controla un baló ante un rival./SIETE DÍAS
Fran Moreno controla un baló ante un rival. / SIETE DÍAS

El Jumilla ofrece signos de vida en el debut de Pato, aunque desaprovecha las ocasiones y vuelve a pagarlo

JOSÉ ORTEGA

Tal y como estaba transcurriendo la segunda parte, parecía que el gol anotado en propia puerta por el centrocampista nazarí Neva le iba a servir al Jumilla de Pato para conseguir sus primeros tres puntos del curso en su debut como técnico vinícola (que no en el banquillo, ya que por trámites burocráticos el de Orihuela vivió su estreno desde la caseta de prensa). Pero al final una jugada a balón parado frustró el buen partido de los locales. A un cuarto de hora del final David Grande logró el tanto del empate para el Granada B cabeceando en el segundo palo una falta magistralmente botada desde el perfil izquierdo, y tirando por tierra las ilusiones de los 600 aficionados que poblaban la grada de La Hoya.

1 Jumilla

Mandaluniz, Julián Domínguez, Neftalí, Catalá, Andrés Sánchez, Manu Miquel, Borja García (Chaco, 80), Fran Moreno, Txomin Barcina (Miguel Guirao, 84), Chupe (Campoy, 77) y Caye Quintana.

1 Granada B

Aarón, Eliseo (Juancho, 58), Paco Torres, José Antonio, Pablo Vázquez, Isi (Andrés García, 58), Pablo González, Carlos Neva (Morillo, 74), Casi, David Grande y Adri Castellano.

GOLES
1-0, Neva, en propia puerta (54); 1-1, David Grande (75).
ÁRBITRO
Rives Leal. Amonestó a los locales Caye Quintana y Julián Domínguez, y al visitante Neva.
ESTADIO
Municipal La Hoya, con 600 espectadores.

El líder visitaba la ciudad del Altiplano, pero fue el Jumilla el que salió más enchufado, y a los cinco minutos Caye Quintana obligó a lucirse a Aarón con un disparo al segundo palo que despejó con eficacia el arquero rojiblanco. El delantero onubense ocupó la punta de ataque en detrimento de Chaco, pero se quedó sin marcar llegando a marrar dos buenas ocasiones de gol.

La primera mitad no dejó mucho más, pero tras el descanso el partido cambió, y los locales salieron con una marcha más, dispuestos a meter el miedo en el cuerpo a los nazaríes. Lo consiguió Caye a los siete minutos de la reanudación, recogiendo dentro del área un centro de Chupe para fusilar la portería. No obstante el ‘9’ vinícola enganchó el balón demasiado arriba y el tiro salió por encima del larguero.

La mejor media hora

Esta ocasión fue el preludio de la mejor media hora de juego del Jumilla en toda la temporada, trenzando jugadas de lado a lado con fiabilidad y determinación. El partido se jugaba en campo granadino, y fruto de la insistencia llegó el tanto que adelantó a los de Pato. Txomin Barcina resolvió bien una jugada por la banda izquierda, y su centro lo remató a la red el rojiblanco Neva a escasos centímetros de la portería de Aarón.

Los futbolistas respondieron con una intensidad todavía mayor, presionando y peleando por cada balón, neutralizando a un Granada B que se mostró impotente. El segundo podía caer en cualquier momento.

La tuvo Fran Moreno y también pudo haber ampliado diferencias Txomin Barcina, pero su disparo dentro del área tras una dejada de Caye salió mordido y lejos del arco. El que sí la enganchó fenomenalmente fue Andrés Sánchez desde treinta metros, obligando al guardameta rival a realizar una forzada estirada para salvar los muebles.

Tres buenas oportunidades que no se materializaron, y que acabaron pagando. El filial del Granada solo inquietaba a balón parado, pero le bastó para empatar la contienda a quince minutos del final. Un baño de agua fría para los locales, que a pesar de los cambios no tuvieron tiempo de reaccionar. Dos puntos que vuelven a escaparse de La Hoya, y un empate que no rompe la racha de ocho meses sin ganar del Jumilla. El fútbol desplegado indica que hay razones para ser optimistas, pero la suerte sigue sin acompañar a los vinícolas.

Fotos

Vídeos