La Escuela de Escritores que dirige Juan Cano da sus primeros frutos

Juan Cano, durante la presentación del libro editado por la Fundación Trinitario Casanova./E. Botella / AGM
Juan Cano, durante la presentación del libro editado por la Fundación Trinitario Casanova. / E. Botella / AGM

El libro 'La casualidad tiene sus argumentos', editado por la Fundación Trinitario Casanova, recoge 26 relatos breves de 14 escritores noveles

N. BENITOMURCIA

Cada jueves por la tarde, una amalgama de emociones se desencadenaba en la Escuela de Escritores de la Fundación Trinitario Casanova. Allí, cada uno de los relatos se sometía al juicio -siempre cariñoso y con ánimo de mejora- de Juan Cano, coordinador del curso, y del resto de los participantes. Lo que más inquietud generaba en esas jornadas era la hora de los deberes, cuando el profesor lanzaba, según cuenta su alumna María Pérez-Tomé de forma divertida, «retos incómodos que me hacían enfadarme con él» pero que, finalmente, «han sacado lo mejor de nosotros».

El trabajo creativo de María Pérez-Tomé, junto con otros trece alumnos de la primera y segunda edición del curso de la Escuela de Escritores, se ve reflejado en el libro 'La casualidad tiene sus argumentos', que fue presentado ayer en la sede de la Fundación y que reúne 26 relatos breves.

La publicación recoge narraciones que contienen fantasía, realidad, escenarios fácilmente reconocibles e incluso dosis de historia, como el cuento de Ana Ayuso basado en el naufragio del buque 'El Sirio' ocurrido en 1906 en la costa de Cabo de Palos. Historias que en muchas ocasiones « ejercen de vía de escape para huir del estrés cotidiano», como explica ilusionada Trinidad Valero, o que han supuesto «un despertar» en el hábito de escribir, según indica Mari Carmen García. Ayer, todos estaban felices.

Temas

Libro

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos