Cultura quiere convertir las bibliotecas en «centros de agitación intelectual»

«Que sean lugares donde la gente joven pueda ir a divertirse, a compartir, a formarse y a intercambiar libros», dice Javier Celdrán

EPMURCIA

El consejero de Cultura, Javier Celdrán, anunció ayer que ejecutará este año el Plan de Fomento de la Lectura, que pretende convertir las bibliotecas municipales y la Biblioteca Regional en «centros de agitación intelectual, educativa y cultural». «Queremos que las bibliotecas sean lugares donde, sobre todo, la gente joven pueda ir a divertirse, a compartir, a formarse, a intercambiar libros, experiencias y que, por lo tanto, no sean solo contenedores de libros, sino que sean verdaderamente centros de agitación cultural», explicó el consejero.

En su opinión, el Plan de Fomento de la Lectura, que se presentó a finales de 2017, «es un elemento imprescindible» para elevar la calidad cultural y como elemento educativo. «Tenemos todo el año para ir ejecutando este plan», añade.

Otro de los proyectos «más potentes» de su consejería es, recordó, el desarrollo del Plan Estratégico Regional del Patrimonio Cultural. «Fortalezas, castillos, patrimonio pictórico y escultórico» son algunos de los elementos que enumera Celdrán entre el patrimonio murciano.

A su juicio, «es importante tener un plan estratégico regional que regule a medio y largo plazo cómo vamos a trabajar en su recuperación y puesta en valor, siempre con la orientación de que el patrimonio es también un recurso sobre todo para el turismo».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos