Cartagena desembarca en Murcia Gastronómica con la cocina de fiestas

Avelino Martínez y María Ángeles Martínez, de Le Chaton Galletería; Isabel Carrión, de Quesos La Yerbera; Pedro Pérez, de Destilería Roniwesk; Santiago López, de La Limonada de la Abuela; la alcaldesa, Ana Belén Castejón; y el director de 'La Verdad', Alberto Aguirre de Cárcer, ayer, durante la presentación de Murcia Gastronómica en Cartagena./José María Rodríguez / AGM
Avelino Martínez y María Ángeles Martínez, de Le Chaton Galletería; Isabel Carrión, de Quesos La Yerbera; Pedro Pérez, de Destilería Roniwesk; Santiago López, de La Limonada de la Abuela; la alcaldesa, Ana Belén Castejón; y el director de 'La Verdad', Alberto Aguirre de Cárcer, ayer, durante la presentación de Murcia Gastronómica en Cartagena. / José María Rodríguez / AGM

Ocho restaurantes y ocho productores forman la delegación cartagenera que presentará en el Víctor Villegas platos con tradición en diputaciones

C. R.CARTAGENA

En su firme apuesta por convertirse en la capital turística del Sureste español, Cartagena estará por segundo año consecutivo en el Congreso Murcia Gastronómica con una selección de los mejores restaurantes de la ciudad y con una oferta culinaria basada en la cocina de fiestas. Así, las pelotas (albóndigas) de Pozo Estrecho, el pulpo asado y aliñado de San Antón, las patatas de La Puebla, las migas de La Aljorra, el caldero de Cabo de Palos y el café asiático de El Albujón tendrán también su protagonismo en un evento de primer nivel consagrado en su sexta edición a los fogones más personales y la cocina de autor de más alta calidad.

«Apostamos por el turismo gastronómico, porque es el mejor complemento a la gran oferta patrimonial y cultural de Cartagena, caracterizada por la calidad y la variedad», aseguró la alcaldesa, Ana Belén Castejón, durante la presentación de la participación cartagenera en el congreso. En dicho acto, celebrado ayer en el Palacio Consistorial, estuvo acompañada por el director de 'La Verdad', Alberto Aguirre de Cárcer.

Ubicación
Espacio propio, denominado 'Cartagena ciudad de tesoros, mi tesoro es el sabor'. En la primera planta del edificio anexo al Auditorio Víctor Villegas.
Representación estrella. El sábado día 18, por la mañana, presentación de la gastronomía de fiestas
pelotas de Pozo Estrecho, pulpo de San Antón, migas de La Aljorra, caldero de Cabo de Palos, patatas de La Puebla y asiático de El Albujón.
Restaurantes invitados
Gastrobar Daniel, José María-Los Churrascos, Malvasía, Mar de Cañas, Los Habaneros, Petit Komité y Shushi Wu.
Productores invitados
Salazones Ricardo Fuentes; quesos Caprilac, La Yerbera y Sabores de Tallante; Bodegas Serrano; Destilerías Roniwesk, Los Sabores de la Abuela y Le Chaton Galletería.

El segundo municipio de la Región estará representado durante los cuatro días de congreso en el anexo al Auditorio Víctor Villegas con un espacio propio denominado 'Cartagena ciudad de tesoros, mi tesoro es el sabor'. Allí, los asistentes podrán degustar todos los días una selección de platos de los ocho restaurantes invitados este año, aunque también algunos de los platos más representativos de las fiestas de los barrios y diputaciones cartageneras. Estas manifestaciones de cocina tradicional tendrán protagonismo y una presentación destacada durante la jornada del sábado, con especial énfasis en las tradicionales albóndigas que se elaboran en Pozo Estrecho cada mes de enero, con motivo de la festividad de San Fulgencio. El Ayuntamiento de Cartagena pretende aprovechar este escaparate gastronómico para dar el espaldarazo definitivo a una fiesta que cada año reúne a miles de personas en el corazón del Campo de Cartagena, y que busca la declaración de Interés Turístico Regional por parte de la Consejería de Cultura.

Método y producto

Cartagena quiere mostrar al resto de la Región cómo sus fiestas tienen un sabor propio que perdura con el paso de los años y de las generaciones. Así ocurre con el pulpo que se asa y aliña de manera especial durante las fiestas de San Antón, el caldero que se degusta en las casas de los pescadores de Cabo de Palos, y las características migas de La Aljorra. También lleva materia prima de primer nivel, como las patatas de La Puebla, y repite con el café asiático popularizado en el Bar Pedrín de El Albujón, uno de los postres estrella en la última edición de Murcia Gastronómica.

El escaparate gastronómico 'Cartagena ciudad de tesoros, mi tesoro es el sabor' también mostrará imágenes de todos los valores culturales de la ciudad, especialmente del Barrio del Foro Romano. «No hemos querido dejar nada al azar en esta segunda edición presentes en Murcia Gastronómica para que este evento sea ese escaparate único e inigualable con el que se conozca mucho mejor la cocina de Cartagena», destacó Castejón.

Como contrapunto a los fogones más tradicionales, Cartagena también llevará una variada selección de platos contemporáneos de su cocina. De esa presentación se encargarán los equipos de cocina de los restaurantes Gastrobar Daniel, José María-Los Churrascos, Los Habaneros, Malvasía, Mar de Cañas, Petit Komité, Sacromonte y Shusi Wu.

Durante estos cuatro días también se podrá degustar en el Víctor Villegas el fruto del esfuerzo de varias empresas productoras de Cartagena: quesos La Yerbera, Sabores de Tallante y Caprilac; los salazones de Ricardo Fuentes, Le Chaton Galletería, La Limonada de la Abuela, los vinos de Bodegas Serrano y los licores y espirituosos de la Destilería Roniwesk.

«Estoy convencido de que Cartagena volverá a ser, como el año pasado, uno de los lugares más concurridos» de Murcia Gastronómica, destacó Alberto Aguirre de Cárcer. El director de 'La Verdad' recordó que «Cartagena lo tiene todo», subrayó la calidad de los productos agroalimentarios de la Región y destacó la proyección de la cocina murciana a través de la repercusión que Murcia Gastronómica tiene en los distintos medios de Vocento.

Una oferta hostelera diversificada que no deja de crecer

Cartagena se consolida en esta década como el buque insignia del turismo regional, con unas cifras de visitantes que no dejan de crecer en los centros de interpretación, museos y yacimientos arqueológicos de su consorcio Puerto de Culturas, y que tiene a la gastronomía como otro de sus principales activos. Incluso en los años de crisis económica más acentuada proliferaron en la ciudad bares y restaurantes, tanto especializados como de amplia oferta para todos los gustos y bolsillos. Calles del centro histórico como Jara y Honda reúnen bares y tabernas de gran éxito repletas de clientes, sobre todo, durante los fines de semana y días festivos. Otras, como la de Sagasta, concentra restaurantes afamados por la materia prima de alta calidad que tratan en sus fogones, mientras que también se han hecho hueco nuevos restaurantes de alta cocina que siguen la estela de los afamados chefs con estrellas Michelin.

Más

Fotos

Vídeos