laverdad.es
Miércoles, 22 octubre 2014
claros
Hoy 27 / 28 || Mañana 26 / 28 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > > >
«Alicante es una ciudad tranquila»

PERFIL

«Alicante es una ciudad tranquila»

Artur Balder Escritor

20.11.11 - 01:47 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Artur Balder (Alicante, 1974) se marchó a Valencia muy pronto, con 16 años, porque quería realizar estudios de un montón de cosas, entre ellas Historia, Filología Germánica y Periodismo, además de música, como otra de sus atracciones personales.
Algunos de sus propósitos consiguió cuando fue redactor del diario 'Las Provincias' y colaboró con revistas como 'Scherzo' y otra publicaciones relacionadas con el Palau de la Música. También llegó a tiempo de estudiar Bellas Artes, aunque lo dejó inconcluso.
Después de dedicarse a diversas actividades, se decide por la escritura y, en 2004, publica 'La piedra del monarca', una novela histórica dedicada al público infantil y juvenil, que ambienta en plena Edad Media. El éxito de esta publicación, que no era su primera obra, llevó a la editorial Randon House Mondadori S.A. a retirarla y volver a publicarla este mismo año.
En el año 2008 emigra a los Estados Unidos, a Nueva York, donde se ha establecido. Allí realiza dos documentales siguiendo el rastro de la emigración española en este territorio: 'Little Spain' y 'Cuentos de la calle 14'. Cuentan las crónicas que fue en esta zona de la Gran Manzana donde se establecieron los españoles que emigraban allí y que, al igual que chinos e italianos y otras nacionalidades, los españoles dejaron su impronta en esta ciudad.
Artur vivió en el edificio que la Spain Benevolent Society tiene en esta calle 14 de Manhattan y llegó a redescubrir documentos inéditos en torno a la colonia española. El archivo cuenta con más de 450 fotografías y 150 documentos que nunca antes habían sido mostrados públicamente.
La bibliografía de Artur es extensa. Comenzó en 2005 con 'El último guerusco', de la 'Tetralogía de Teoburgo', y continuó a publicación por año con 'Liberator Germaniae' en 2006; 'Curdy y la Cámara de los Lores', en 2007; 'La batalla del destino'; siguiendo con la saga de Teoburgo en 2008, 'Curdy y el cetro de Carlomagno', en 2009: 'El evangelio de la espada', en 2010 y, por último, 'Curdy y el vampiro de Gothland', en 2011.
Pero, volviendo a su última actividad, Balder se ha dedicado al cine documental y a rastrear la memoria de los españoles en el siglo XIX, de 1850 a 1980. La sociedad Spanish Benevolent fue el primer club neyorquino que apadrinó a los inmigrantes recién llegados a buscar trabajo y todo tipo de ayudas desde la sanidad hasta servicios funerarios, se le conoce como 'La Nacional'. La iglesia de Guadalupe, según cuentan las crónicas, fue la primera que ofreció misas en español y es otro de los puntos de investigación en el documental.
Del paso de los españoles por Manhattan no queda mucho. No se puede comparar con los italianos que han seguido manteniendo su impronta en la Gran Manzana, con la Little Italy, y es un paso obligado para los miles de turistas que visitan esta ciudad todos los años.
Pero queda la constancia, recogida por Balder en este documental. Incluso llega a contar los boicots que se producían a los comercios que apoyaban a Franco, en la época de la Guerra Civil española y la posterior dictadura franquista.
Hay que reflejar que el documental cuenta el paso por esta ciudad del poeta Federico García Lorca en Nueva York, que también vivió en la calle 14, entre los años 29 y 30 antes de regresar a España, vía La Habana. Allí escribió 'Poeta en Nueva York'. Esta nueva faceta de Balder no le ha restado impulso para sus publicaciones históricas, fundamentalmente dedicadas al público infantil y juvenil, que gozan del interés de productoras televisivas para llevarlas a la pequeña pantalla en un futuro inmediato.
No se sabe si, algún día, sus documentales se podrán ver en la ciudad que le vió nacer. Sus libros sí se pueden comprar.
Aunque está afincado en la capital de la intelectualidad norteamericana ha manifestado a algunos medios que «Alicante es una ciudad tranquila» y parece que le gusta. Lo que ocurre con todos los genios que se van es que desarrollan sus proyectos donde encuentran la proyección que necesitan.
Artur Balder así lo hizo y, los resultados están a la vista, sus publicaciones, sus introspecciones en el mundo del cine y, quizás en el futuro, la música, su asignatura pendiente.
Algún día, como tantos otros, le veremos aparecer por aquí. Entonces tendremos que tener la generosidad de comprender que, si se marchó, no solo fue por él, a nosotros también nos llena saber que hay alicantinos por el mundo que mantienen muy alto el pabellón. Así es y así será.
TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
«Alicante es una ciudad tranquila»


Videos de Noticias - ALICANTE
más videos [+]
Noticias - ALICANTE