laverdad.es
Miércoles, 22 octubre 2014
claros
Hoy 15 / 26 || Mañana 16 / 23 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > > >
«Gobernarán trece ediles que devolverán la dignidad a los ciudadanos y no un tripartito»

Monserrate Guillén | alcalde de Orihuela

«Gobernarán trece ediles que devolverán la dignidad a los ciudadanos y no un tripartito»


13.06.11 - 01:07 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
El hombre hace al cargo y no al revés. Es una de las máximas a las que el nuevo alcalde de Orihuela, el edil de Los Verdes Monserrate Guillén, quiere acogerse. La entrevista se hizo justo veinticuatro horas después de prometer el cargo ante un salón de plenos abarrotado, que estalló en alegría tras su designación.
Guillén todavía no se ha habituado a ser el máximo representante de sus vecinos y que le llamen alcalde, y concede a este periódico la entrevista en «la casa de todos los oriolanos», pero con una salvedad, la dio en el que durante muchos años ha sido su despacho, la entreplanta que ocupaban hasta el sábado los grupos CLR, PSOE y el suyo, porque «es donde siempre os hemos atendido y yo soy el mismo».
-¿Ha podido conciliar el sueño?
-Poco, pero lo he hecho. No tengo problemas y mi conciencia está en paz, eso me es suficiente.
-Primero Villena y ahora Orihuela para Los Verdes.
-No solo, aunque no tuviéramos alcaldes verdes la sensibilidad verde, que no solo es ecológica y tiene mucho que ver con las personas, el patrimonio o la cultura, ha tenido reflejo en varios municipios. Torrevieja, Novelda son ejemplos. Ya he hablado con el alcalde de Villena y hemos quedado para empezar a trabajar juntos. Basta decir que allí también han sufrido un gobierno del PP y ahora toca trabajar.
-¿Es usted un alcalde de rebote?
-En absoluto, no me considero dentro de esa definición.
-¿Entonces de la tercera vía?
-Eso me gusta más, hay que tener en cuenta que de los tres partidos que empezamos a dialogar para lograr un gobierno que represente a 17.000 votantes de la ciudad es verdad que la lista más votada es la socialista. Es lógico, y legítimo, pensar que esa oportunidad era para el PSOE, como lo es pensar que podía ser CLR, al reunir el centro disperso y que también podía serlo. Han hecho un esfuerzo enorme para llagar a cuatro concejales, que es un éxito increíble, pero por las razones obvias de que cada uno defendía su legitimidad no encontramos otra salida. Pero siempre hay una tercera vía, que conste que fue aceptada por ambas partes. Si se hubiera planteado desde el principio sería otra cosa, pero dijimos que queríamos cambiar el gobierno y sin condiciones, y ha salido de esa manera. No sé si es la mejor o la peor solución, pero sí sé que ha habido dos partidos que han sido muy generosos con Los Verdes, y que han cedido muchísimo, solo con una intención, que haya un cambio en Orihuela y se acabe la corrupción funcionando de otra manera. Y no me vale otra fórmula porque es la realidad. Quienes han cedido han sido las otras dos formaciones con esa premisa por hacerme alcalde a mí, y yo lo acepto no porque sea alguien excepcional sino porque es la única manera de tener otro alcalde.
-¿Pero es explicable que el alcalde sea de la lista menos votada?
-Aquí no había ideologías ante un interés común, devolver la dignidad a Orihuela y dejarnos de corruptelas. Llevamos mucho tiempo con una canción que nos cantan, la del tripartito. Sí es la lista menos votada, pero ahora esa premisa no vale porque hay trece concejales que van a llevar el barco, sin atender a otro interés que no sea el común para todos los ciudadanos, y no un tripartito.
-¿Qué es un alcalde verde?
-Uno como otro cualquiera, con la salvedad de que le interesa que tanto la gente como el patrimonio natural y el cultural esté a la altura que se merece, no solo lo que tiene que ver con la naturaleza. Un alcalde verde, como uno socialista o uno de Centro Liberal, es aquel que se dedica a su pueblo, y su trabajo se encara para que lo juzguen sus ciudadanos tengan lo mejor y su municipio tenga la consideración que se merece.
-¿Queda lo más difícil, encajar personas con cargos, delegaciones y reparto de áreas?
-No, esos acuerdos estaban de antes y se interrumpieron para desbloquear la Alcaldía, y las sensibilidades son muy parecidas. Tenemos programas parecidos. Fue su periódico quien dijo que nuestros programas coinciden en el 80%, son progresistas y el objetivo es el bien común. Así es fácil,. La suma de trece da para concejales de gobierno muy pero que muy competentes. Y haremos funcionar este Ayuntamiento.
-¿Cómo se fraguó su candidatura?
-Pues cuando hay escollos y detalles que quizás por falta de tiempo, que es posible sea una de las causas, y cuando las condiciones de encima de la mesa no se aceptan por todos, hay que buscar otras alternativas. Lo que sí sabíamos era que no había que rendirse, que no se puede hacer nada, sobre todo pensando en la gente. Me acuerdo de la gente ayer, teníamos la obligación de hacer ese cambio, era el mandato y, ojo, si no sale bien, nos vamos y se acabó. Pero que todo el mundo sepa que la gestión desde ahora será otra, abierta, participativa.
-¿Qué Ayuntamiento cree que recibe?
-Creo que el mejor que puedo recibir. En serio, tiene todo lo que se puede pedir y sobre todo un municipio esperanzado, que da un margen de confianza. Los ciudadanos quieren que las cosas se hagan bien, parece mentira, pero no piden nada del otro mundo. No estamos acostumbrados a eso. Pero advierto de que hay que ver las prioridades en función del estado que encontremos, que es el compromiso que dimos, levantar alfombras. También estoy convencido de que cada palo debe aguantar su vela. Airearemos lo que había dentro, que cada uno asuma su parte de responsabilidad, que nosotros haremos lo mismo con las nuestras.
-¿Cómo prevé el traspaso de poderes, suave, áspero acaso?
-Después de lo que oí, intuyo que no va a existir. Y lo lamento porque es verdad que en el discurso mío pedí al PP que arrime el hombro y dijeron que iban a trabajar, pues bien que lo hagan de manera leal como hemos hecho nosotros muchos años. Lógicamente atendiendo a la mejor gestión del que gobierna. Espero que se reconduzca la situación y hablaré con la portavoz popular. Espero que colabore con el traspaso e incluso nos aconseje, que para eso lleva en esto mucho tiempo, debería hacerlo, sobre todo confío en que nos relacionará con otras administraciones y esté a la altura de la ciudad que ha estado representando hasta ahora.
-¿Cuáles son sus primeras intenciones desde el poder?
-Además de airear, saber cómo están las arcas públicas, saber a quién debemos y de qué manera se puede pagar, empezar a promover el trabajo en el municipio y sobre todo atender a la gente. Lo peor que se ha hecho en este Ayuntamiento ha sido olvidarse de la gente. La gente tiene problemas y esta casa es de todos.
-Agilizarán el desarrollo del reglamento de Participación Ciudadana y de Gran Ciudad?
-Eso va por una parte y es necesario...pero por otra va el día a día. Es fundamental. No puedes olvidarte de la gente. La gente tiene derecho a venir a hablar con los concejales y el alcalde. Las personas tienen que saber que sus asuntos, no sé si se solucionarán o no, pero que por lo menos son atendidos, es primordial.
-¿Pero la situación de arcas vacías por la crisis no es el mejor recibimiento?
-Pues aplicaremos imaginación. Hasta final de año es complicado, aquí y en todos lados, pero soluciones va a haber y si hay que ser creativo pues lo seremos y ver qué es lo prioritario y ver con otras administraciones cómo oyen a este municipio, porque quitando los planes anticrisis no se puede decir que haya salido bien parado entre el resto de municipios valencianos.
-¿Hablamos de basuras? ¿y ahora qué hacemos?
-A corto plazo lo que hay que hacer es que el servicio se cumpla. Está dicho hasta la saciedad que no se han estado cumpliendo las condiciones del contrato. Primer paso, mejorar. Las otras cuestiones son jurídicas. Si se dice que desde este ámbito no fue procedente la adjudicación el Ayuntamiento, inmediatamente, tomará una decisión y no nos va a temblar la mano si ha sido así. Pero lo primero es ofrecer a los ciudadanos el servicio que se merecen, y están pagando muy caro, por cierto, a razón de 9,5 millones de euros al año. Es que no puede ser que si el pliego dice que tiene que haber ecoparques, soterrados, barredoras y otras cosas por qué no se hace. Y si no se hace será por una razón y queremos saberla. Es sencillo. Si pagamos por unas cosas que están en el contrato ¿por qué no se cumple?.
-Quieren poner a los ediles horario de visitas para que los ciudadanos puedan ser atendidos.
-Así es, creo que es lo que la gente quiere, si es el gobierno del pueblo por qué vamos a cerrarle su casa a la gente. No va haber problema. Cada concejal y el alcalde, tendrán un horario de atención, tampoco se puede atender a todos todo el tiempo pero esa opción la vamos a ofrecer.
-¿Y los plenos por la tarde?
-A la hora a la que la inmensa mayoría de los vecinos pueden ir. No somos más que gestores de lo que decide la voluntad del pueblo y estamos al servicio de los ciudadanos y tenemos la obligación de saber cómo están sus asuntos y se podrá resolver lo que se puedan resolver, pero por lo menos nadie podrá decir es que a mí no me escuchan.
-También quieren reducir el número de asesores a la mitad ¿la mitad de cuántos?
-Sí señor, era una cuestión que teníamos claro los tres grupos. Vamos a contar con los trabajadores de la casa, claro que sí, que los hay y muy válidos, que son los que mejor pueden asesorar al gobierno local. Ahora hay 21, así que habrá menos. Y si la siguiente pregunta es cuántos para cada grupo no me la haga. Hay un respeto enorme a los acuerdos entre los tres y todavía está por cerrar. Reducción segura, ayuda de funcionarios también y cuando se necesite fuera se buscará.
-Y gastos que entienden como innecesarios o superfluos como el dinero destinado a protocolo, ¿que se llevará otro tijeretazo?
-Hay mucho dinero empleado en propaganda, cenas, tracas, gambas como diría nuestro compañero Ezcurra. Se puede pasar con menos. El protocolo no es llenar estómagos agradecidos de nadie y hay mucho dinero que se puede ahorrar en esas contrataciones que se hacen ahora disparatadas, ésas de arreglarlo y luego hablamos, esas cuestan el doble u obras publicas de esas que se hacen y luego se olvida algo y hay que rehacerlas. Estaríamos hablando de buscar un ahorro del 30% en estas partidas. Ha habido mucha improvisación en esta materia y que se destine el sobrante en lo que se necesita.
-En su discurso de investidura dejó la mano tendida al Partido Popular, al que ahora le toca ejercer la oposición ¿Y si se llevan un zarpazo?
-Pues me lamo mis heridas y a seguir trabajando. Es lo que menos me preocupa, porque voy a tender la mano siempre. Y si no la quieren tendrán que explicarlo ellos. Para lo que quieran estará mi mano, pero si eso es trabajar por su pueblo y no para unos pocos.
-¿Cómo queda la señora Lorente ahora?
-Pues como estaba Monserrate Guillén, Pedro Mancebo o Antonia Moreno, en la oposición.
-No es lo mismo, porque ustedes llegan al gobierno y el PP lo pierde, no puede compararlo.
-No me gustan los alcaldes que cuando dejan de serlo dejan de trabajar por su pueblo porque su condición no es la misma. Me gustan los otros, los que cuando gobiernan hacen su trabajo y cuando son oposición también. No importa si estás en un sitio o en otro si tu trabajo es válido, pero no es honesto que dejes de trabajar si cambian los roles.
-¿Qué opinión le merece el discurso de la exalcaldesa en la sesión constituyente?
-Si cree que el trabajo que hemos hecho no se merece el gobierno me parece bien. Creo que era el momento de que recapacitase y de ofrecer lo mejor que el Partido Popular puede ofrecer por este pueblo, pero prefirió ir por otros derroteros.
-Tengo un compañero que dice que a usted le ha hecho poco a poco alcalde Fenoll al empeñarse en poner un vertedero en Torremendo...
-(Risas) Entiendo la pregunta pero no la comparto. Creo que si no hubiera sido por una circunstancia hubiera sido por otra, pero 25 años de gestión del Partido Popular han sido muchos y eso hace que alguien se apegue a la silla y ahora ha llegado el cambio.
-La pregunta iba más bien porque comenzó luchando desde la asociación vecinal contra su instalación y ahora mire dónde está.
-Eso es cierto, llegué porque alguien quería sacar provecho, pero el problema no era el señor Fenoll, era mi Ayuntamiento, que permitía esa circunstancia. Quien piense que estábamos contra Fenoll se equivoca. Luchábamos contra ese Ayuntamiento, que es el nuestro e iba contra nosotros. Son matices, pero son.
-Pudo aplacar a los 'indignados' tras su investidura ¿qué opina de este movimiento ciudadano?
-Es un movimiento necesario, creo que ante la avalancha que invade este país había que salir y decir basta. Si no estuviera en este Ayuntamiento estaría con ellos, y puedo estar en este Ayuntamiento y estar con ellos. Por lo tanto, esas reivindicaciones me parecen lógicas, coherentes y consecuentes y no tenía problema en hablar con ellos. Si el problema es la participación con el reglamento por desarrollar se les escuchará y ese colectivo tendrá las mismas oportunidades que otros de expresarse.
En Tuenti
«Gobernarán trece ediles que devolverán la dignidad a los ciudadanos y no un tripartito»

El alcalde Guillén, en la esquina más famosa de Orihuela, la del Pavo, en el Ayuntamiento. :: ALBERTO ARAGÓN

«Gobernarán trece ediles que devolverán la dignidad a los ciudadanos y no un tripartito»


Videos de Noticias - ALICANTE
más videos [+]
Noticias - ALICANTE