Miércoles, 22 de agosto de 2007
Registro Hemeroteca

en

OPINIÓN

EDICIÓN IMPRESA

CARTAS
Adiós, Vicente
Vicente Pastor Chilar ha muerto. Era amigo, competidor literario y ambos compartíamos dedicaciones. Periodista de la vieja escuela y escritor costumbrista ilicitano, nos dejó el pasado sábado 18 de agosto, a los 74 años, tras más de cuarenta de entrega al periodismo y a la literatura. Comenzó su carrera periodística en 1965, que alternó con su trabajo de contable y oficinista en varias empresas y entidades bancarias hasta su prejubilación del Banco Guipuzcoano en 1991.

Fue redactor en los diarios Información, Primera Página -cuando dirigía la delegación local el incombustible Gómez Orts-, Levante, Las Provincias, ABC -del que fue corresponsal más de quince años y en dos etapas- y Valencia Hui -del que también fue corresponsal hasta su fallecimiento-, así como en los semanarios y diarios ilicitanos Baix Vinalopó, Elche y Hoy. Colaboró en la cadena local Televisión de Elche-Localia en un programa de debates, crítica, comentarismo y tertulias junto con los veteranos periodistas ilicitanos Francisco Rodríguez Martín -también fallecido- y José Berenguer Delgado.

Cultivó la literatura. Se inició en ella en concursos a los 14 años y desde entonces cosechó a lo largo de su vida una abundante producción en prosa y en poesía, obteniendo varios premios en diversos certámenes, como el de historia y tradiciones locales del Patronato Histórico Artístico Cultural de Elche, el de cuentos navideños de Radio Elche o los de poesía de la UMH y de la asociación Puente de la Virgen. Varios de sus artículos periodísticos -como los referentes al Misteri- fueron reconocidos con destacados premios.

Fue cofundador de la Hermandad de Poetas de Elche, junto con Baltasar Brotóns y su presidente fundador, el poeta Tonico Sansano, gran amigo suyo y colaborador periodístico en algunos de los diarios locales, de quien se erigió en el primero de sus biógrafos al recopilar muchos datos de su vida, hasta el punto de que Vicente propuso a Tonico para el galardón Palma Dorada.

Asimismo, Pastor Chilar fue pregonero de las fiestas de la Venida de la Virgen y de Navidad, además de Caballero Electo del Misteri por la Junta Local Gestora de su Patronato Nacional. Durante una época de su trayectoria, defendió arduamente todos los valores autóctonos culturales locales y regionales -símbolos, lengua- en sus artículos periodísticos, demostrando un claro sentimiento ilicitano/valenciano, por lo que entró en contacto con entidades defensoras de lo autóctono que premiaron su actividad concediéndole reconocimientos como la Palma Dorada y el Saguell de Elg, otorgados por el Grup Cultural Ilicità y el Patronat Historic Artistic Cultural d'Elig. Asistió al Primer Congrés de la Llengua Valenciana en 1985 en Elche. En el acto de entrega de los galardones Palmes Dorades de este año, el 25 de marzo, estuvo presente cubriendo la noticia para varios diarios.

Fue miembro, al igual que Baltasar Brotóns, de las federaciones española e internacional de Periodistas y Escritores de Turismo, participando en sus numerosos congresos, y su afición a viajar le hizo recorrer junto con su mujer, Loreto, una veintena de países de todo el mundo. Vicente fue uno de los fundadores de la Asociación de Informadores de Elche, entidad que agrupa a todos los profesionales de los medios de comunicación ilicitanos, tanto en prensa como en radio y televisión. Enamorado de la historia, arte y costumbres locales, colaboró con entes festeros, entre ellos Pobladores de Elche, destacando su aportación junto con José Payà y Pep Marcos en la creación de la letra del himno de esta asociación, la Dansa al Poblador Desconegut.

Pastor Chilar fue una de las personas que más me ayudó y marcó, guiándome por la difícil tarea del periodismo. Colaboramos en la realización de reportajes y entrevistas, en la composición de la biografía de Tonico Sansano y competimos sanamente en muchos concursos literarios logrando unas veces cada cual el primer premio e incluso compartimos un ex aequo. Gracias, Vicente, por tu amistad y positiva influencia. Me dejas un vacío insuperable y, sumándome al dolor de tu mujer, de tus hijas y demás familiares, te digo, apenado, adiós Vicente. In memoriam.

 
Vocento

Contactar | Publicidad |Mapa web | Aviso legal | Política de privacidad |Master de Periodismo |Visitas a La Verdad

Canales RSS