laverdad.es
Miércoles, 16 abril 2014
sol
Hoy 8 / 24 || Mañana 8 / 25 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > > >
La fiesta del Espíritu Santo

DE CARA AL EVANGELIO

La fiesta del Espíritu Santo

23.05.10 - 00:34 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Dijo Dios en el Sinaí «Yo soy el que soy» Los demás tendríamos que decir, yo soy como me han hecho. El papa Benedicto en la Encíclica «Caritas in Veritate» se pregunta si el hombre es un producto de sí mismo o si depende de Dios. Pregunta si el hombre con todos los medios técnicos que tiene a su alcance puede hacer lo que quiera, o tiene que someterse a un cauce establecido. Se impone la elección entre dos tipos de razón: una razón abierta a la trascendencia, o una razón encerrada en la inmanencia.
Hoy celebramos la fiesta del Espíritu Santo. Hoy celebramos el acontecimiento en que el Espíritu irrumpe en los corazones de los hombres para convertirse en su guía, en su maestro, en el dador de sentido de sus vidas. Ya Jesús lo había anunciado. «Cuando venga Él os llevará a la verdad plena» Y San Pablo añadirá aquello «Los que se dejan llevar por el Espíritu de Dios, esos son en verdad hijos de Dios» Aquí está el dilema. ¿Abro mi corazón y digo, ven Espíritu de Dios, entra en lo más profundo de mi ser para encaminar mis pasos por el camino de Dios o me apunto a la bancada de los que dicen no hay Dios ni Espíritu. Y en su absoluta autonomía afirman que cada quien debe hacer de su vida lo que crea, y en el ejercicio de su libertad absoluta encuentra su verdad.
Hoy por ser la fiesta del Espíritu, es la fiesta de la Acción Católica. ¿Qué es la Acción Católica? En la cancela de mi parroquia han dejado unos pasquines que hablan del médico alicantino D. Pedro Herrero a quien pretenden llevar a los altares. Este fue un importante hombre de Acción Católica. Este fue un hombre comprometido hasta la médula con la ciencia y con los pobres. Este fue un hombre cogido por el Espíritu de Dios.
La Acción Católica se caracteriza por querer ver la vida, la realidad de este mundo, siempre y solamente desde Dios. Es conocida su pedagogía en los tres célebres pasos del «VER, JUZGAR Y ACTUAR». Ellos hablan de esos tres pasos para enfrentarnos lúcidamente con la realidad de nuestro mundo. Primero hay que ver lo que pasa, verlo con objetividad, sin miedo a la verdad, mal que nos pese. No vale la política del avestruz, no es de recibo esconderse por intereses particulares. Hay que atreverse a ver. Y lo que vemos muchas veces es demasiado calamitoso.
Ahora viene el segundo paso. Visto lo visto, hay que analizar las causas, ¿dónde está nuestra responsabilidad en todo ello? Viene el juzgar que significa, ¿desde nuestra humildad, somos capaces de descubrir qué es lo que Dios quiere, cuál es su proyecto sobre esta humanidad? No valen mis estrategias, mis ocurrencias o bufonadas y echar cortinas de humo para salvar mi pelleja. Hay que ver lo que Dios quiere sobre esta realidad que nos duele, cueste lo que cueste.
Y el tercer paso es el actuar. Una vez que hemos comprendido lo que Dios quiere no queda más remedio que poner manos a la obra, y luchar con uñas y dientes para que nuestro mundo sea más justo, más humano, más fraterno. De esta manera como dice S. Agustín estamos construyendo la ciudad de Dios, no la ciudad del mundo que los prepotentes, los egoístas y ambiciosos quieren construir con los cascotes de la pobreza y sufrimiento de tanta pobre gente.
TAGS RELACIONADOS
En Tuenti


Noticias de la provincia de Albacete

laverdad.es

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.