La Verdad

Murcia, 19 may (EFE).- El fiscal ha pedido nueve años de cárcel para Mario M., un joven que va a ser juzgado a partir del próximo miércoles en la Audiencia Provincial de Murcia acusado de intentar asesinar al hombre al que daba un masaje y al que había conocido poco antes.

Las conclusiones provisionales de la fiscalía, a las que ha tenido acceso Efe, señalan que los hechos ocurrieron en la noche del diez de abril de 2012, en la vivienda que el acusado compartía con sus padres y que está ubicada en Molina de Segura.

Y añaden que el procesado, junto con un amigo, contactaron con el denunciante a través de internet, invitándole a que participara en una fiesta en el citado domicilio.

Tras proveerse de droga en Espinardo quedaron en la vivienda el acusado y quien luego resultaría herido al ser atacado, presuntamente, por aquel en el momento en que le daba un masaje.

El ataque, siempre según la acusación estatal, se produjo cuando el herido se encontraba acostado boca abajo y recibió varias puñaladas producidas con un cuchillo de sierra.

Como consecuencia de las heridas, el denunciante tuvo que estar hospitalizado siete días.

Para el fiscal, los hechos son constitutivos de un delito de intento de asesinato, debido a la alevosía con la que actuó el presunto autor de los hechos, cuyas puñaladas afectaron a zonas vitales.

Tras aplicar las atenuantes de drogadicción y de enajenación mental, esta última, porque el acusado está diagnosticado de trastorno límite de la personalidad, el fiscal solicita nueve años de prisión y el pago al herido de indemnizaciones que suman siete mil euros.