La Verdad
Lucha por la supervivencia

Lucha por la supervivencia

  • Relato de la cruel elección del joven Manuel Mena en el año 1936

La novela de Javier Cercas (Ibahernando, Cáceres, 1962) se articula en torno a la investigación y análisis reposado del peor episodio histórico de España del siglo XX, la Guerra Civil. Una prosa rigurosa, a veces ensayística, a veces semiautobiográfica, exhaustiva, casi anglosajona, se ahorma en el relato de los hechos sucedidos al protagonista, combatiente del frente falangista y de nombre Manuel Mena, a la sazón tío abuelo del escritor.

La historia se localiza en Ibahernando, un pequeño pueblecito extremeño donde vivía la familia en aquellos años. Aunque con dificultades, su situación les permitió darle al hijo los estudios que le llevaran a la Universidad. Si bien los acontecimientos de 1936 truncaron el espléndido futuro de Manuel, pues este decidió enrolarse en las filas falangistas y alistarse en la compañía de Tabor de Tiradores de Ifni, que recorrió una buena parte de la geografía peninsular hasta llegar al Ebro.

La búsqueda de las causas de aquella decisión sigue aún latiendo en la mente inquieta de Javier Cercas. El escritor se ayuda de la literatura para encontrar argumentos que den sentido a las pesquisas. Entra en las páginas de 'El desierto de los Tártaros', de Dino Buzzeti, en un cuento de Danilo Kis, en escenas de la 'Ilíada' y de la 'Odisea', en busca de palabras que antes han indagado sobre la guerra y el factor humano. Pero también se desplaza a Ibahernando, unas veces solo, otras con su familia y otras con David Trueba, cineasta y escritor, con quien realizará un documental con entrevistas a los ancianos de la aldea, que en muchos casos guardan aún con algo de miedo aquellos recuerdos infaustos.

Entre unos y otros, la tozuda realidad es que Manuel Mena murió en 1938 en Bot, un pequeño pueblo de Tarragona al sur del Ebro, abatido por las milicias republicanas.

Si en 'Soldados de Salamina' (2001) el protagonista es el escritor falangista Rafael Sánchez Mazas que se libra del fusilamiento gracias a que un miliciano se arrepintió en el momento de disparar, ahora en 'El monarca de las sombras' el falangista Manuel Mena cae en el frente del Ebro, cuando ya podemos adivinar que había comprendido el verdadero alcance de aquella tragedia fratricida.

Javier Cercas elimina el yo autobiográfico y se convierte en personaje que investiga sobre dos aspectos esenciales para la historia: la búsqueda de testimonios que construyan al protagonista y la reconstrucción de los hechos que le condujeron hasta el frente del Ebro. En esa dinámica narrativa, el lector puede adivinar las azarosas razones que llevaron a unos y a otros a tomar partido en aquella lucha soterrada por la supervivencia. Una pena.